Vuelve el desfile a la calle y regresan los abucheos al presidente

  • Agencia Atlas - 12/10/2021 15:50
Desfile abierto al público, con todos sus protagonistas y en el lugar habitual. De las restricciones sólo queda la distancia de seguridad en la tribuna y las mascarillas, a pesar de estar al aire libre, porque nadie, ni los miembros del Gobierno, ni los presidentes autonómicos, se han resistido a los corrillos y al contacto personal. El protocolo también propicia encuentros incómodos pero corteses como el de Sánchez y Ayuso, en plena disputa política. Casado y Abascal han preferido mantener en público las distancias pese a estar a solo unos metros. Con el público vuelven los vítores a los reyes y los abucheos al presidente, pese a que ha retrasado su aparición hasta el último momento. Pitos, peticiones de dimisión y hasta insultos que han llamado la atención de la reina, que ha buscado con su mirada alguna reacción de Sánchez. El silencio regresó con el suspense del paracaidista de la bandera. ha sorteado los rascacielos y las grúas del Bernabéu, para clavar su aterrizaje frente a la tribuna. Tras el izado de la bandera, el momento más emotivo, el homenaje a los caídos roto por las salvas y el paso de la patrulla águila con los colores de la bandera, aunque una de las bandas presentaba un tono morado de más. La infanta Sofía ha atendido a las explicaciones de su padre durante el desfile aéreo. Cazas, helicópteros y el avión A400M, protagonista de la evacuación de Afganistán. Y para terminar el desfile terrestre. Dos mil quinientos participantes, menos que antes de la pandemia, pero con las unidades más reconocidas. Y sí, la cabra de la legión, que ha compartido protagonismo con un perro policía, con el San Bernardo de los cazadores de montaña o con los perros de salvamento de la UME. Aún faltaba como despedida un último abucheo al presidente del Gobierno.