Publicado: 28.05.2014 00:08 |Actualizado: 28.05.2014 00:08

Los otros diputados de Podemos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Podemos logró cinco diputados en las elecciones europeas, por lo que junto a Pablo Iglesias, la cara más conocida del proyecto, otros cuatro candidatos ocuparán su escaño en el Parlamento de Bruselas.
 

Teresa Rodríguez


 

Fue la más aclamada en las primarias que celebró Podemos con más de 9.000 votos. Teresa Rodríguez, gaditana de 32 años, es profesora de Lengua en Secundaria y reconocida activista de la Marea Verde en defensa de la educación pública y sindicalista de USTEA. Al igual que otros candidatos y portavoces, ha estado estos últimos meses recorriendo el país de mitin a mitin y en ellos siempre ha hecho gala de ser la más comprometida con las luchas sindicales de los trabajadores, así como con la reivindicación feminista que tanto crece ante un Gobierno que pretende aprobar la reforma de la ley del aborto más restrictiva de la historia de la democracia. "El reto de Podemos tal vez sea convertir en decretos ley todas las reivindicaciones que hoy vemos en las Marchas de la Dignidad, y es lo que nos planteamos a la hora de dar el salto a las instituciones", afirmaba aquel 22 de marzo.

"Hay que recuperar el hilo violeta en un momento en el que las mujeres pierden sus derechos más básicos" Un poco antes, ese 17 de enero en el que se presentaba Podemos, Rodríguez se convertía ya en una de sus caras públicas, haciendo "un llamamiento a la gente que lucha a dar un golpe en la mesa". "A mover ficha y a mover el propio tablero sobre el que nos hacen jugar. Disputarles las calles, donde están incómodos, y disputarles también sus lugares de poder, como las instituciones". Asimismo, reivindicaba "la necesidad de recuperar el hilo violeta en un momento en el que las mujeres pierden los derechos más básicos, como es el derecho de autodeterminación de sus cuerpos", defendiendo así el derecho al aborto libre, gratuito y en la sanidad pública.

Ahora, tres días después de haber sido elegida eurodiputada en las elecciones de este domingo, Teresa Rodríguez afirma en una entrevista en andalucesdiario.es que "no será el Parlamento Europeo" donde cambiarán "realmente las cosas", sino que simplemente éste les da "una oportunidad para visibilizar un determinado discurso y una determinada práctica política, que tenga su correlato en las siguientes citas electorales a nivel estatal, autonómico y municipal". Con todo, la gaditana encuentra que Bruselas "también es un buen espacio para denunciar a una casta política que escapa a todo control ciudadano y que se desarrolla con total impunidad, especialmente en las instituciones europeas".

Carlos Jiménez Villarejo


 

Exfiscal jefe anticorrupción hasta 2003, Carlos Jiménez Villarejo se ha caracterizado durante toda su carrera por un firme compromiso político. Este malagueño, nacido en 1935 y residente Barcelona, ha defendido en su actividad profesional numerosas causas relacionadas con la participación ciudadana en la política y contra los escándalos de corrupción de las élites políticas y económicas, lo que le ha reportado honores como la Creu de Sant Jordi de la Generalitat de Catalunya.

Villarejo: "Podemos es una forma de estimular la participación ciudadana y la democracia directa"A sus 80 años y enfermo, decidió sumarse a Podemos porque le parecía "una iniciativa muy importante, porque tiene su origen en el movimiento ciudadano y en el 15-M". De esta forma, destacaba que, mediante los círculos y las votaciones abiertas a cualquier persona, este proyecto político es "una forma de estimular la participación ciudadana y la democracia directa, sin mediación de los partidos".

Es el autor de una de las principales apuestas de Podemos, que cogiendo directamente su nombre, han llamado Directiva Villarejo. Se trata de una propuesta sobre Derechos Humanos y Control Ciudadano centrada en la transparencia, la lucha contra la corrupción y el derecho básico de libre circulación de las personas. Y afirman que será lo primero que pongan sobre la mesa los diputados en cuanto lleguen a Bruselas.

Entre las medidas que recoge esta directiva se incluye la obligatoriedad de que pasen al menos 10 años para acceder desde un cargo público a la empresa privada y que en ningún caso se pueda acceder a los Consejos de Administración. La directiva también plantea la incompatibilidad entre el ejercicio de un cargo público y cualquier otra actividad remunerada, además de la eliminación de privilegios fiscales, de jubilación y decimonónicos, como el aforamiento. Podemos incluye además una propuesta de limitación de los sueldos, como ejemplifican los propios parlamentarios de Podemos reduciendo su salario a, como máximo, tres salarios mínimos españoles (unos 1.900 euros) y apostando por fórmulas de transparencia e independencia en los partidos políticos como la prohibición de pedir préstamos o créditos a los bancos o la aplicación real del Convención de las Naciones Unidas contra la Corrupción de 2003. También se incluiría en el Código Penal el "enriquecimiento ilícito" de los cargos públicos y la prohibición de que los políticos imputados o acusados por delitos de corrupción no puedan formar parte de las listas electorales.

Villarejo manifestó cuando se presentó a las primarias que no tenía intención de ir a Bruselas Sin embargo, cuando se presentó a las primarias, Villarejo manifestó que no tenía ninguna intención de ir a Bruselas como eurodiputado, sino que aceptaba integrar la lista para mostrar su apoyo a la iniciativa. Cuando salió elegido número tres en las primarias pensó, al igual que todos, que no había ninguna posibilidad de que saliera luego elegido como representante. Desde la formación prefieren guardar silencio todavía sobre qué hará Villarejo, pero en el caso de que decidiera declinar su asiento, la lista correría de puestos y, entonces, entraría Tania González, una conocida activista de los movimientos sociales asturianos surgidos a raíz del 15-M.

Lola Sánchez


 

Esta joven de Cartagena ha sido apodada en los actos y mítines de Podemos como la camarera del gin tónic. Este apelativo, acuñado de forma involuntaria, le viene de la anécdota que ella misma rememoró en su primera intervención pública como portavoz del círculo de su localidad. La pasada Navidad estaba trabajando de camarera en un restaurante al que llegaron un grupo de concejales, "todos juntitos y tan contentos: del PSOE, del PP y uno de Izquierda Unida", recordó. Mientras pedían gin tonics, una de las concejalas le espetó: "¿Cómo es que una chica con tantos estudios como tú está trabajando de camarera?". "Y me dieron ganas de romperle el plato en la cabeza, pero como el puesto de trabajo va delante me tuve que guardar las ganas", reconoció ella.

Lola Sánchez: "La verdadera campaña la ha hecho la gente normal hablando con sus familiares y amigos" Tras licenciarse en Ciencia Política tuvo, como tantos otros jóvenes españoles, que esperar en la cola del INEM, hasta que harta de esperar decidió hacer las maletas e irse a trabajar como "exiliada económica" a Islandia, Escocia y Estados Unidos, donde sólo encontró, una vez más, trabajos precarios. Luego volvió a Cartagena para trabajar de camarera. En definitiva, es una diputada que "se parece al pueblo", como la describía Juan Carlos Monedero en el acto final de campaña del pasado viernes.

En ese mismo mitin ella afirmó que llevaría "las voces de los círculos a la Cámara para gritarlas allí". Ahora, está impresionada por haber salido elegida diputada. "¿Se lo puede imaginar alguien que nunca haya hecho una carrera política?", se pregunta en declaraciones a Público. "Vamos a ser pocos, pero vamos a ser muy folloneros, vamos a ser esa chinita en el zapato de los políticos del Parlamento". Del resultado que han obtenido en las urnas destaca "el trabajo" que han llevado en los círculos "como hormiguitas", además del equipo campaña que ha dirigido Íñigo Errejón "y que ha hecho una labor enorme", destaca, aunque añade que la verdadera campaña la ha hecho "la gente de a pie, hablando con sus familias y con sus amigos". Pero se siente segura de sí misma: "Yo voy a por todas".

Pablo Echenique


 

Reputado científico del CSIC y bloguero, se autodefine como retrón, que "recuerda a retarded en inglés, o a retroceder, que suena mejor que discapacitado", pues su cuerpo sufre una enfermedad degenerativa que le causa un 88% de discapacidad. "Lo que ocurre es que los retrones casi nunca detentamos poder, casi nunca participamos en debates políticos, casi nunca nos tenemos que subir a un escenario porque no pintamos nada en esta sociedad. La opresión a la que estamos sometidos nos condena a ser, casi siempre, sujetos de caridad, público, oyentes, televidentes", afirmaba en su blog de eldiario.es tras saber ahora va a ser, además, eurodiputado. De este modo, asegura que en su caso, "el techo no es de cristal. Es de hormigón armado".

Pablo Echenique: "Los ciudadanos no aguantan que les sigan pisando, malvendiendo y desahuciando"

Residente de Zaragoza, participa en el círculo Podemos de esa ciudad y en el de Discapacidad, que le avaló en las primarias que celebró la formación y en las que fue elegido para el quinto puesto de la lista electoral. "Harto ya de que millones de personas sufran hambre, privaciones y miseria mientras un puñado de psicópatas sin empatía se compran más yates, más cuadros y más mansiones que nunca, decidí recientemente que no me bastaba con mi trabajo de científico en el CSIC (y como bloguero) y que tenía que hacer algo para parar esta sangría de derechos humanos, empezando por echar de las instituciones a los lacayos de los marqueses del IBEX", comenta en la misma entrada del blog, añadiendo que, "con este deseo" en su mente, empezó a participar en Podemos.

Tras conocer los resultados, afirmaba a los medios de comunicación que "había señales" que indicaban que podían dar una sorpresa, señalando que además de "recabar el descontento de la gente hacia una casta política que gobierna para una derecha económica y sin fijarse demasiado en el bienestar del público", los votantes han entendido que "Podemos está formado por gente corriente", tal y como recogía Europa Press. También apuntaba que los ciudadanos "no aguantan que les sigan pisando, que les sigan malvendiendo, desahuciando y pasando de sus condiciones de vida" y deseaba que Podemos sea "la herramienta para ese cambio" y "para la gente".

Asimismo, aseguró que en Aragón, donde son la tercera fuerza en estos comicios, van a afrontar las elecciones municipales y autonómicas de mayo de 2015 "con mucha ilusión", tras este "primer paso de intentar conseguir una mayoría social, que siembre ha sido el objetivo de Podemos". En este punto, aclaraba: "Podemos no ha sido creada para tener un tercer puesto o un gobierno de coalición o para ser partido bisagra, sino para intentar cambiar este país y, como tal, aspiramos a una mayoría que intentaremos conseguir".