Publicado: 27.10.2015 21:20 |Actualizado: 27.10.2015 23:26

Casi 2.000 trabajadores afectados por ERE cada semana en el año de la “recuperación”

Un total de 4.165 empresas ajustaron sus plantillas entre enero y agosto aprovechando las facilidades de la reforma laboral. Desde que ésta entró en vigor en 2012, han sido víctimas de regulaciones de empleo más de un millón de asalariados.

Publicidad
Media: 3
Votos: 4
Comentarios:
Imagen de la protesta contra el ERE en Vodafone, junto a una tienda de la operadora en la madrileña Puerta del Sol. TWITTER

Imagen de la protesta contra el ERE en Vodafone, junto a una tienda de la operadora en la madrileña Puerta del Sol. TWITTER

MADRID.- Las empresas españolas continúan haciendo un uso masivo de los expedientes de regulación de empleo (ERE), pese a la “recuperación” de la economía proclamada hace meses por el Gobierno. Sólo entre enero y agosto de 2015, nada menos que 68.739 trabajadores fueron víctimas de este procedimiento, lo equivale a una media de casi 2.000 por semana, según datos del Ministerio de Empleo.

Las condiciones para la tramitación de los ERE se relajaron considerablemente a favor de las empresas con motivo de la reforma laboral impuesta por Mariano Rajoy en febrero de 2012. Desde entonces hasta ahora, más de un millón de trabajadores (en concreto, 1.091.590) han sufrido despidos, suspensiones de contrato o recortes de jornada de acuerdo con la nueva normativa.



De ellos, 554.080 pertenecían al sector industrial; 421.483, al de servicios; 106.093, a la construcción, y 9.934, a la agricultura. El número total de empresas que han optado por aligerar sus plantillas aprovechando las facilidades concedidas por la reforma laboral ronda las 60.000 en el conjunto de España, siempre según los datos oficiales que proporciona el Ministerio de Empleo.

El peor año en ajustes de plantilla fue, con diferencia, fue 2012, con trabajadores 480.313 afectados 

El peor año, con diferencia, fue 2012, en el que 27.570 empresas decidieron poner en marcha un ERE y los trabajadores afectados sumaron 480.313. La destrucción de empleo mediante este tipo de expedientes continuó siendo muy notable en 2013, con 21.128 empresas y 379.972 trabajadores. Durante 2014, sin embargo, las cifras cayeron prácticamente a la mitad en ambos casos.

Ahora, en plena “recuperación”, los ERE siguen estando a la orden del día, aunque lógicamente no con la intensidad de los años más duros de la crisis. Lo que confirma que las facilidades concedidas a los empresarios en la reforma laboral, que se justificaron en su momento por la existencia de una situación excepcional, son utilizadas ya como mecanismo ordinario para la reducción de platillas.

De hecho, entre enero y agosto de 2015, cada día optaron por un ERE algo más de 17 empresas, lo que hace un total de 4.165 a lo largo de los ocho meses. De los 68.739 trabajadores afectados, 16.521 fueron despedidos, 41.993 vieron suspendidos sus contratos y a 10.225 se les aplicó una reducción de jornada. Una vez más, el sector peor parado fue la industria, seguida de los servicios, la construcción y la agricultura.

Etiquetas