Público
Público

Cubanos indignados en Madrid

Durante dos meses, disidentes cubanos protestan en Madrid y reclaman que se prolonguen las ayudas que se prometieron

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Una veintena de expresos políticos cubanos acampan frente al Ministerio de Exteriores de España desde hace más de dos meses. Reclaman que se prolonguen las ayudas económicas por cinco años más, se les homologuen los títulos universitarios y se les dé cobertura de salud gratuita, incluyendo el pago de los tratamientos dentales.

Empezaron a llegar en 2010 como resultado de una negociación entre el gobierno cubano, el español y la Iglesia Católica que liberó a todos los presos de conciencia. El 90% de ellos aceptaron la oferta de emigrar a España mientras una docena decidieron quedarse en la isla, donde continúan haciendo política opositora. En total llegaron unos 115 exprisioneros y 500 de sus familiares.

Douglas Falsas, es uno de los acampados y nos asegura que el acuerdo fue 'maléfico' porque 'todo fue un engaño y un robo, nos propusieron ayudas durante 5 años y, sin embargo, al ano las cortaron, dejándonos en total desamparo'. 'La ayuda sanitaria fue suprimida a la inmensa mayoría y nunca cubrió el dentista ni el oftalmólogo'.

Otro de los problemas que enfrentan los expresos cubanos es con la homologación de sus títulos universitarios. El Dr. Ismel Iglesias no logra que le reconozcan su calidad de médico, asegura que solo le faltan las notas pero que las autoridades de La Habana se las niegan. 'Por esa razón no me permiten hacer el MIR para coger una espacialidad', no cuenta.

Agrega Iglesias que 'he pasado cursos de primeros auxilios, como socorrista de Cruz Roja, socorrismo montañés', nos dice que tiene '200 horas como voluntario y nadie me contrata para trabajar. Ni siquiera me han dejado pasar un curso de enfermería' y asegura que 'seguiremos aquí hasta que se cumpla lo acordado con el gobierno español en Cuba antes de salir para aquí, incluyendo la homologación de nuestros títulos'.

'La Unión Europea entregó 16 millones de euros pero a nosotros solo nos dieron 183 euros al mes por persona y el alquiler del piso' Raisa Albizar es la esposa de uno de los liberados, asegura que les fue imposible conseguir trabajo en Palma de Mallorca ni en Málaga y que cuando les cortaron las ayudas ya no pudieron pagar el alquiler de su apartamento. 'La Unión Europea entregó 16 millones de euros pero a nosotros solo nos dieron 183 euros al mes por persona y el alquiler del piso', nos dice.

Luis Campos, expreso político acusa a Raúl Castro, al Cardenal Jaime Ortega y al ex canciller español Miguel Ángel Moratinos de 'esta farsa tan bien protagonizada' y asegura que confía 'en que el gobierno de EEUU reflexione sobre nuestro caso y nos conceda un visado o trate de mediar con el gobierno español para buscar una solución'.

'En abril envíaron antidisturbios a echarnos agua y después a los municipales para desalojarnos'Campos dice que 'pedirle al gobierno del PP un empleo, cuando hay cinco millones de parados sería demasiado pero puede prolongarnos las ayudas o buscar formulas para enviarnos a otros países como EEUU'. Mientras, planean manifestaciones frente al Ministerio de Exteriores, a la Nunciatura Apostólica y a la embajada cubana.

Douglas Falsas dice que creyeron que 'con el Partido Popular iba a irnos mejor porque siempre se pronunciaron a favor de la disidencia pero nos dicen que se acabaron las ayudas, en abril envían antidisturbios a echarnos agua y después a los municipales para desalojarnos. No entiendo cómo Esperanza Aguirre, que se dice tan amiga de la disidencia cubana, nos envió la policía municipal. Si esos son nuestros amigos no quiero ver a los enemigos'.

Evidentemente los disidentes cubanos excarcelados no encontraron en España lo que esperaban, ya uno de ellos se suicidó en las Islas Canarias, otro está preso por delitos comunes, los servicios sociales amenazan con retirar la custodia de algunos de sus hijos y el 90% carece de trabajo.