Publicado: 12.12.2014 16:11 |Actualizado: 12.12.2014 16:11

Ni el Gobierno se cree que la crisis ya "es historia", como dice Rajoy

El Consejo de Ministros aprueba más ayudas a Cáritas y Cruz Roja y asume la alerta europea ante el aumento de españoles que no pueden pagarse la calefacción

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Han pasado 24 horas desde que Mariano Rajoy anunció ante la flor y nata del empresariado español que la crisis económica "ya es historia" y el Consejo de Ministros ha demostrado con hechos que esta afirmación del presidente del Gobierno es, por lo menos, exagerada. La vicepresidenta ha anunciado en la rueda de prensa posterior a la reunión semanal del Ejecutivo que Cáritas y Cruz Roja recibirán subvenciones por importe de 68,2 millones de euros, 25,5 para la ONG católica y 42,7 para la institución humanitaria.

Asimismo, el ministro de Industria, José Manuel Soria, ha explicado que la también aprobación de la ley de hidrocarburos por parte del Gobierno incluye dar luz verde al bono social para gas natural y butano (el bono social para electricidad ya existe), esto es, para permitir disponer de calefacción a las personas sin recursos. Esta decisión del Ejecutivo, tomada tras intensas reuniones entre el ministro y el secretario de Estado, Alberto Nadal, con los responsables empresariales de este suministro, llega tras exigir la Comisión Europea a España en varios informes recientes la aprobación de una ayuda social "imprescindible" ahora y que se hace más necesaria aun con la llegada del invierno y el aumento de la pobreza energética en nuestro país.

La vicepresidenta ha explicado este mañana que las subvenciones mas elevadas dentro de los 220 millones recaudados a través de la casilla de fines sociales del IRPF se las llevan, precisamente, Cáritas y Cruz Roja. El resto se reparte entre 468 entidades de distintos ámbitos pero con los mismos fines solidarios. Sáenz de Santamaría ha sacado pecho por la ayuda proporcionada a Cáritas, sin mencionar ya las duras palabras que, desde la misma mesa de La Moncloa, dedicó el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, a la entidad caritativa poniendo en cuestión sus estadísticas sobre el aumento de la pobreza y las desigualdades en España.

Según la número dos del Gobierno, los 25,5 millones otorgados a Cáritas suponen el 37% de la financiación de la entidad (la jerarquía eclesiástica sólo le da el 2% de sus ingresos) y un incremento del 40% respecto a lo entregado a esta ONG en 2009. En cuanto a Cruz Roja, según Sáenz de Santamaría, ha pasado de recibir 33 millones en 2009 a los 42,7 de este año.