Público
Público

Procés Rovira revela al Supremo que pidió a Puigdemont que parara las votaciones del 1-O a la vista de la violencia policial

La secretaria general republicana y la coordinadora general del PDeCAT, Marta Pascal, quedan en libertad tras declarar ante el juez, aunque la primera bajo fianza de 60.000 euros.

Publicidad
Media: 5
Votos: 2

La secretaria general de ERC, Marta Rovira,c. a su llegada a la sede del Tribunal Supremo donde ha sido citada por el juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena, que investiga a la cúpula del proceso soberanista por un posible delito de rebelión. EFE/Javier Lizón

La secretaria general de ERC, Marta Rovira, ha revelado al juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena que pidió a Carles Puigdemont que parara las votaciones del referéndum del 1 de octubre de 2017 en vista de la "violencia policial" cuando se intentaba hacer cumplir la orden de no celebrar la consulta dictada por el Tribunal Constitucional. El expresident se negó.

Marta Rovira, que ha destacado ante el juez que le disgusta la violencia, ha quedado en libertad bajo fianza de 60.000 euros después de declarar durante dos horas. Llarena investiga los supuestos delitos de rebelión, sedición, malversación y desobediencia durante el procés independentista que culminó con la declaración unilateral de independencia del 27 de octubre pasado.

A su vez, la coordinadora general del PDeCAT, Marta Pascal, que también declaraba este lunes ha quedado en libertad sin que ninguna acusación haya pedido medidas cautelares contra ella.

Las dos dirigentes políticas han abandonado el Tribunal Supremo entre el aplauso de los diputados, senadores y dirigentes de sus respectivas formaciones que acudieron a apoyarlas.

Pascal ha destacado al juez Llarena que siempre apostó por la legalidad y la Constitución y defendía convocar elecciones. Pascal era contraria la declaración unilateral de independencia, que admitió siempre que no tuviera efectos jurídicos, y no ha admitido reunión alguna al margen de las efectuadas en el Parlament.

Marta Rovira ha reconocido que fue ella quien firmó el 30 de marzo de 2015, en nombre de ERC, la hoja de ruta soberanista con CDC-Reagrupament, Assemblea Nacional Catalana (ANC), Òmnium Cultural y Associació de Municipis per la Independència (AMI), según fuentes presentes en la declaración.

Esa hoja de ruta preveía una declaración de independencia en 18 meses si las fuerzas soberanistas lograban la mayoría en el Parlament catalán.

Asimismo, ha admitido que se reunió con el expresidente catalán Carles Puigdemont el 17 de noviembre de 2017 y que ella intentó acudir a todas las reuniones a las que le convocó el presidente cesado

Rovira ha contestado a las preguntas del juez, los fiscales Consuelo Madrigal y Jaime Moreno, así como de las defensas pero se ha negado a responder a la acusación popular. El interrogatorio por el ministerio público lo ha realizado Madrigal, exfiscal general del Estado.

ANC depositará la fianza

Al término de la declaración, el magistrado ha anunciado a las partes que Rovira queda en libertad bajo fianza de 60.000 euros "a aportar en un plazo razonable",, después de que así lo pidiera la Fiscalía y la abogacía del Estado en la vistilla que se ha celebrado para adoptar medidas cautelares. Mientras, la acusación popular que ejerce Vox había pedido la prisión incondicional para la dirigente republicana.

El auto donde el juez explicará de manera motivada esta medida cautelar sobre Rovira será comunicado este martes. Llarena sólo aceptar que exista riesgo de reiteración delictiva, y atenuado, pero ha rechazado el riesgo de fuga o la destrucción de pruebas que esgrimía como argumento Vox para exigir su prisión incondicional.

La ANC ha anunciado que hará frente a la fianza de Rovira con los fondos de la caja de solidaridad que mantiene, como ha hecho con otros investigados.

El magistrado ha dictado hasta ahora dos tipos de libertades para los encausados. Así, decretó prisión eludible bajo fianza de 150.000 euros para la expresidenta de la Mesa del Parlament Carme Forcadell, que pasó una noche en la cárcel, y de 100.000 euros para seis exmiembros del Govern que estuvieron encarcelados dos días. Además, dejó en libertad bajo fianza de 25.000 euros a los demás miembros de la Mesa del Parlament.

Rovira ha llegado a las 08.30h al Supremo, recibiendo aplausos de algunas personas congregadas frente al Tribunal. Fuentes de la fiscalía habían informado a Efe de que en principio no tiene previsto pedir medidas cautelares de gravedad, aunque todo dependerá de lo que declare la compareciente.

En un reciente informe la Guardia Civil consideraba que Josep María Jové, hombre de confianza de Oriol Junqueras y pieza clave del proceso soberanista por ser "el cerebro de la logística", recibía órdenes y despachaba asuntos también con Marta Rovira.

El juez amplió la investigación hace semanas a un amplio grupo de dirigentes integrados en el comité estratégico en el que se apoyó el proceso independentista, entre ellos Rovira y Marta Pascal, dirigente del PDeCat que declara tras Marta Rovira.

El magistrado considera que los hechos que se investigan se han podido desarrollar bajo la dirección y coordinación de un conjunto de personas entre los que se encontrarían los portavoces de los grupos parlamentarios independentistas del anterior Parlamento de Catalunya, así como los presidentes y secretarios generales de los partidos políticos independentistas y a la presidenta de la AMI (Asociación de Municipios por la Independencia de Catalunya).

La investigación abarca en el Supremo a 28 políticos y líderes civiles del procés.

En el documento EnfoCat incautado a Salvador Jové, en el que se determinaba la hoja de ruta a seguir tras la declaración unilateral de independencia (DUI), se hablaba de un comité estratégico formado por el presidente y vicepresidente del Govern y por otros dirigentes políticos.