Publicado: 05.05.2015 18:11 |Actualizado: 05.05.2015 18:37

Rajoy admite que el PP comete "errores" tras estallar el escándalo del 'contador de billetes'

El presidente del Gobierno evita mencionar a Alfonso Rus y pasa de puntillas por la autocrítica y la corrupción. Todo el PP saca pecho por lograr frenar el paro en un "tiempo récord".

Publicidad
Media: 1
Votos: 3
Comentarios:
Rajoy Valencia 24M

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy (2i), acompañado por la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá (3i), y el por el president de la Generalitat, Alberto Fabra (i), durante su paseo por la playa de la Malvarrosa tras el acto celebrado por el PP hoy martes en Valencia. EFE/Kai Försterling

VALENCIA/MADRID. Mariano Rajoy ha admitido esta mañana que el PP ha cometido y comete "errores", pero ha defendido a su formación política por estar "siempre al servicio de la sociedad" española. Las palabras del presidente del Gobierno han sido pronunciadas durante un acto en Valencia y tres días después de que el PP se viera obligado a suspender de militancia, expulsar de sus cargos en el partido y abrir expediente a todo un histórico del PP valenciano, el presidente de la Diputación, alcalde de Xátiva y ya exlíder del PP en la provincia, Alfonso Rus.

Quien ha pasado a engrosar la lista de los sin-nombre en la cúpula del Partido Popular (como Luis Bárcenas o Rodrigo Rato, a quienes Rajoy ya no cita nunca por su nombre) aparece supuestamente (él lo niega) en unas grabaciones contando billetes de una también presunta mordida. De hecho, Rajoy no ha hecho ninguna referencia explícita a este caso.



Rajoy ha empleado la ironía para restar importancia al asunto de Rus: "Somos el único partido que comete errores en España, pero bueno; somos como somos"

El jefe del Ejecutivo, ante los candidatos a la Presidencia y el Ayuntamiento valencianos, Alberto Fabra y Rita Barberá, ha insistido en que el PP es un partido "que tiene historia", que es verdad que ha pasado por momentos más o menos complicados y que "a veces ha cometido errores". De hecho, añadió con sorna y restando importancia así al asunto, "somos el único partido que comete errores en España, pero bueno; somos como somos".

Elogios para Fabra y Barberá

Con estas palabras, el presidente del Gobierno cerró su brevísima autocrítica y empezó a sacar pecho y a animar a sus filas asegurando que el PP también es el partido que "cuando las cosas están difíciles, se arremanga, toma decisiones" y es "capaz de darle la vuelta a la situación". Rajoy alabó la gestión de Fabra al frente del Ejecutivo autonómico ("Le tocó gobernar en el peor momento, cuando no había un euro" y "cuando hubo que tomar las decisiones más complicadas") y agradeció su "lealtad" hacia el partido a los cargos públicos y militantes. También Barberá recibió elogios del líder conservador, que se mostró "absolutamente convencido" de que "una vez más" contará con el "respaldo, el apoyo y el cariño" de los valencianos en las elecciones del 24 de mayo.

Argumentario Empleo PP

Salvo este paréntesis, Rajoy dedicó su discurso a sacar pecho por la gestión económica de su Gobierno y, especialmente, por las cifras del paro conocidas hoy martes, sobre las que tanto los miembros del Ejecutivo como el partido en su conjunto han coincidido: "La política económica y de empleo del Partido Popular logró frenar la caída de empleo en tiempo récord y durante 2014 y 2015, comenzar a recuperar los 3,5 millones de empleos destruidos durante el gobierno socialista".

Con estos argumentos triunfalistas y recogidos en el temario conservador de hoy, el PP da por cumplido el compromiso adquirido con los ciudadanos en su campaña electoral para las generales de 2011: crear más empleos de los que dejó José Luis Rodríguez Zapatero. Según las cifras detalladas por el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, el viernes pasado, sólo serán unos 17.000 empleos más, aunque, según el argumentario del PP (que obvia esta cifra), "el Sistema ha recuperado más de 850.000 puestos de trabajo desde el punto más bajo de la afiliación".