Publicado: 10.12.2015 12:03 |Actualizado: 10.12.2015 12:03

¿Por qué no escuchamos cuando estamos concentrados?

Los autores de un estudio de la University College de Londres afirman que podría deberse al recurso neuronal limitado que comparten vista y oído.

Publicidad
Media: 2
Votos: 2
Comentarios:
Adolescente concetrado

Adolescente concetrado

MADRID.- Un estudio de la University College de Londres (UCL), en Reino Unido, ha analizado el fenómeno sensorial por el que en ocasiones hay sonidos que pasan desapercibidos cuando uno está concentrado en ver algo, según los resultados que publica la revista 'Journal of Neuroscience'.

La clave de esta 'sordera' momentánea al realizar una tarea visual, según los autores, podría deberse a que los sentidos de la vista y el oído comparten un recurso neuronal limitado.



En la investigación participaron 13 voluntarios que se sometieron a escáneres cerebrales mientras estaban concentrados en una tarea visual exigente, lo que demostró como la respuesta del cerebro a sonidos a niveles normales se reducía de forma significativa.

El examen de la capacidad auditiva de estos voluntarios para detectar sonidos durante dicha tarea visual también mostró una mayor tasa de fracasos al detectar sonidos, a pesar de que estos eran claramente perceptibles y los propios participantes los identificaban cuando la tarea visual era más fácil.

"Este trabajo experimental es una forma de establecer un fenómeno causa-efecto. Y vemos que cuando los voluntarios realizaban la tarea visual exigente, no eran capaces de oír sonidos que normalmente oyen", ha explicado Maria Chait, una de las autoras del estudio

Esta especie de "sordera por falta de atención", en la que uno no se da cuenta de los sonidos por estar concentrado en otra tarea, ya se había observado en investigaciones previas. Sin embargo, es la primera vez que se analiza la actividad cerebral en tiempo real para conocer los mecanismos cerebrales implicados en su aparición.

"Es una experiencia habitual en la vida cotidiana, y ahora sabemos por qué", ha añadido Nilli Lavie, que reconoce que esto explicaría por qué a veces uno no oye el metro o el autobús cuando uno está centrado en leer un libro o en su teléfono móvil. No obstante, ha añadido, podría tener consecuencias más graves en otras situaciones, como por ejemplo cuando un cirujano está centrado en su trabajo y no es capaz de oír las señales que les da su equipo.