Público
Público

Los 27 son incapaces de acordar un refuerzo definitivo de capital para la banca

EFE

Los ministros de Economía y Finanzas de la Unión Europea han sido hoy incapaces de cerrar un acuerdo definitivo sobre el refuerzo de los requisitos de capital a la banca pese a haber estado reunidos casi 16 horas, por lo que optaron por posponer la decisión final hasta el próximo 15 de mayo.

"Hemos logrado un gran progreso; tenemos un acuerdo, pero se necesita continuar el trabajo técnico", señaló en la rueda de prensa final del Ecofin la ministra danesa de Economía, Margrethe Vestager, quien indicó que habrá que esperar hasta el 15 de mayo.

La Presidencia danesa de turno hizo estas declaraciones después de que varios ministros alertasen en el debate público celebrado hoy de que anunciar una falta de acuerdo al término de la reunión enviaría una señal muy negativa a los mercados y sería una catástrofe.

Vestager no pudo, sin embargo, precisar todos los detalles del acuerdo por tratarse de demasiadas cuestiones, según explicó.

Recalcó, no obstante, que de los 20 puntos discutidos hoy "nada sigue abierto", ya que todo ha quedado recogido en un texto de compromiso.

La danesa se refirió, en concreto, al punto más polémico del día: el equilibrio entre la libertad nacional para decidir un aumento de los requisitos de capital por encima de lo que exige la normativa internacional de solvencia bancaria de Basilea III y el respeto al mercado único.

La ministra aclaró que ahora los Estados miembros podrán decidir imponer un requisito adicional del capital del 3 % en todas sus exposiciones -incluidas las que tiene en el territorio nacional, en terceros países y en otros socios de la UE-, más otro 2 % (es decir, un 5 % en total), pero solo para exposiciones nacionales.

Vestager precisó que para llegar a este 5 % hay que activar un "mecanismo europeo para que todo el mundo sepa hacia donde se dirige el país", y destacó que al término del encuentro sólo dos delegaciones tenían problemas con este punto.

"Estamos muy cerca de que la Presidencia pueda iniciar las negociaciones con el Parlamento Europeo después del 15 de mayo", sostuvo.

"El trabajo técnico va a continuar, pero se ha logrado un acuerdo amplio", indicó, por su parte, el comisario europeo de Mercado Interior y de Servicios Financieros, Michel Barnier, para luego aclarar que la Comisión Europea tiene "dos reservas formales" por cuestiones institucionales y jurídicas.

En concreto, Bruselas no pudo aceptar hoy, por falta de mandato expreso, el mecanismo de mediación propuesto para casos en los que los países quieran aplicar un incremento de capital adicional nacional.

La CE tampoco estuvo satisfecha con que su papel se ponga en pie de igualdad con otras autoridades como la EBA en lo que se refiere a la supervisión de los requisitos de capital macroprudenciales.

Más allá de esas dos reservas, el comisario intentó convencer de que "hay una base para comenzar los trabajos del 15 de mayo", así como para iniciar las negociaciones con el Parlamento Europeo.