Público
Público

El 70% de los españoles apoya la videovigilancia

Las redes sociales no inspiran confianza, según el CIS

R. A.

Siete de cada diez españoles están a favor de que se instalen cámaras de vigilancia en lugares públicos, según el último barómetro del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS). La encuesta, conocida ayer, muestra que el 66,4% de los ciudadanos cree que los dispositivos de videovigilancia proporcionan más seguridad, y el 18%, que permiten la identificación de delincuentes. El 10% de los encuestados que está en contra alega sobre todo que supone una pérdida de intimidad y privacidad.

Bancos, comercios, guarderías y colegios, hospitales y transportes públicos son, en este orden, los lugares más adecuados para ubicar las cámaras, según los encuestados. Además, al 44,7% le parece "bien" o "muy bien" que se instalen en los lugares de trabajo.

A la mayoría de los españoles (el 76,7%) no les inspira confianza colgar fotos y vídeos suyos o de sus familiares en Internet y casi la mitad cree que las redes sociales ofrecen poca o muy poca seguridad respecto a la protección de datos personales. Así se desprende del informe, que demuestra la creciente preocupación de los ciudadanos por la protección de sus datos y el uso de información privada por terceros.

De hecho, un 84,2% de los encuestados desconfía de que sus datos estén a buen recaudo cuando participan en concursos o sorteos on-line, un 76,9% al comprar por Internet y el 61,3% al realizar operaciones bancarias.

Respecto a la protección de los menores cuando navegan por la Red, el 60,5% considera que debería haber algunas restricciones a su acceso y casi el 21% cree que se les debería prohibir directamente entrar en Internet. No obstante, ocho de cada diez coinciden en que los padres son los principales responsables a la hora de controlar las web que visitan sus hijos, así como el tiempo que destinan a ello.

La mayoría cuenta asimismo que alguna entidad, a la que no había dado sus datos, le ha llamado por teléfono o enviado un SMS con fines publicitarios; y el 82,9% ha recibido spam o correos no deseados. Sin embargo, sólo el 25,1% ha solicitado en alguna ocasión a alguna empresa que borre o cancele sus datos personales de algún registro, bien para darse de baja del servicio (un 49,7%), bien para no recibir publicidad (el 41,6%).

El desempleo es la primera preocupación para el 76,4%de los españoles, dos puntos más que en el barómetro de julio. Sin embargo, baja tres décimas, hasta el 48,4%, la inquietud por las cuestiones económicas. Les siguen el terrorismo (18,3%), casi un punto porcentual menos que antes del verano, y la inmigración (14,3%), con una bajada de 4,1 puntos.

Por otra parte, siete de cada diez españoles cree que la situación económica del país es "mala" o "muy mala", aunque los encuestados se muestran más optimistas respecto a la evolución de la economía dentro de un año.

El 24,2% vaticina una mejoría en la economía española casi un 2% más que en la encuesta anterior, al tiempo que baja el porcentaje de pronósticos pesimistas, del 28,8% al 26,7%.

 

Más noticias de Política y Sociedad