Público
Público

Acebes: "Rajoy ha ganado 2-0"

En el PP aseguran que Zapatero ha perdido los papeles, todo el rato interrumpiendo a Rajoy

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Anoche, más de un español se fue a la cama sabiendo a quién iba a votar el 9-M. Según el PP, a su candidato, Mariano Rajoy. Para los conservadores, la actuación de su presidente fue superior a la de José Luis Rodríguez Zapatero porque “desde el punto de vista de la mentira, el rey del debate fue el presidente del Gobierno mientras que nuestro líder se impuso en el terreno de las ideas”.

En el PP decían que Zapatero había perdido los papeles, todo el rato interrumpiendo a Rajoy; que “su jefe” llevaba la voz cantante. Muchos reconocían que les había gustado más el primer debate, pero porque el jefe del Ejecutivo socialista había mantenido la educación y en éste, “si hubiera sido un partido de fútbol, le habrían expulsado al primer minuto”.

Si en el round de la semana pasada hablaban de “victoria rotunda”, en el segundo no podían hacer menos. Habían puesto el tope muy alto y ayer no era el momento para rebajarlo. Nada más acabar el debate, Ángel Acebes comparecía para dar la primera valoración oficial. Aunque el líder de la oposición no lograra dejar KO al presidente, el secretario ejecutivo debía trasladar rápidamente un mensaje: “Estamos muy contentos porque Rajoy ha ganado 2 a 0”.

Desde el PP, señalaban que mientras que las propuestas de Rajoy “son creíbles”, su contrario sólo se había encargado de prometer “lo que no había hecho en cuatro años”. En el PP lamentaban que Zapatero no hubiera querido “garantizar la educación de castellano en toda España” y que tampoco entrara a “hablar de inmigración”. Para ellos, Zapatero sólo se empeñaba en ganar “con Irak y el 11-M”, y mientras, ellos le ofrecían “pactos”. “Rajoy ha hablado de la España real y Zapatero del pasado”, concluían.

Y si la anécdota de la semana pasada fue la niña de Rajoy, durante ésta, será la primera pregunta parlamentaria que el jefe de la oposición hizo a Zapatero. Mientras el primero se empeñaba en decir que se había interesado por la economía, el líder socialista le recordaba que, en aquella ocasión, sólo quiso una valoración de sus primeros días de gobierno.

La primera pregunta

En Génova, repartieron enseguida una copia de ese debate parlamentario. La misma que Rajoy blandió en el programa tras el corte de publicidad cuando entró a verle Pedro Arriola. El documento daba la razón a Zapatero y se podía observar que, sólo durante una exposición posterior, el líder del PP habló de IVA, pensiones y financiación.

Desde primera hora de la mañana, los dirigentes del PP habían ido a la carrera, con los nervios a flor de piel. Todos eran conscientes del momento crucial, tal vez el más importante de la campaña. Para algunos, con el resultado de esta contienda estaba todo dicho. Otros, sin embargo, se resistían a creer que el partido estaba acabado y defendían que aún quedaban mítines muy potentes.

Tras el debate, Rajoy salió luciendo una sonrisa perenne. Sólo el líder del PP sabía, para sus adentros, si ya se podía declarar o no vencedor del debate. Pero en la calle Génova le esperaba una gran fiesta. El apoyo expreso del partido también es marketing electoral.