Público
Público

Al Attiyah no se rinde ante Sainz y Coma gana su tercera etapa en motos

EFE

El qatarí Nasser Al Attiyah (Volkswagen) no se da por vencido en el Dakar y hoy, en la octava etapa de coches, recortó casi seis minutos el tiempo que lo separa del líder, el español Carlos Sainz (Volkswagen), mientras que en motos Marc Coma consiguió su tercer triunfo de etapa del rally.

Al Attiyah se adjudicó la etapa entre Copiapó y La Serena por delante de Sainz, a quien sacó 5 minutos y 59 segundos, mientras que el tercero fue el surafricano Giniel de Villiers (Volkswagen).

El francés Guerlain Chicherit (BMW) fue cuarto, el estadounidense Mark Miller (Volkswagen), quinto, y el también francés Stéphane Peterhansel (BMW), sexto.

El 'triplete' de Volkswagen en la jornada de hoy aportó, además, una buena dosis de emoción a la carrera, donde se avista un apasionante mano a mano entre Sainz y Al Attiyah en los próximos días.

Por ahora, el madrileño, que sigue sin ganar una etapa este año, tiene una ventaja de 8 minutos y 36 minutos sobre su compañero de equipo.

Cuando tres autos de la marca alemana se destacaron en la clasificación, enseguida apareció el interrogante a cerca de si se impondrían las órdenes de equipo para garantizar el triunfo de Sainz y, de paso, completar el podio con pilotos de Volkswagen.

El qatarí siempre proclamó que sólo contempla la opción de ganar, aunque hoy respiró aliviado tras llevarse la etapa, consciente de que perder más tiempo respecto a Sainz podría haber implicado decir adiós a la corona del Dakar.

"Si hubiera perdido tiempo con respecto a él (Sainz) en la etapa de hoy, es posible que el equipo me hubiera dado instrucciones. La victoria es posible", dijo.

Miller ocupa la tercera posición, bastante relegado, a más de 27 minutos de Sainz. El resto de pilotos parecen condenados a luchar por finalizar el rally, meta que no está al alcance de todos, y miran a los tres puestos de arriba desde muy lejos.

Peterhansel, que hoy encalló su BMW en la arena de Copiapó, es cuarto, a más de dos horas del líder; su compatriota y colega de equipo, Guerlain Chicherit, es quinto.

En la competición de motos, la jornada ofreció el tercer triunfo de etapa de Marc Coma, que parece dispuesto a luchar hasta el final aunque yo no tiene ninguna opción de revalidar el título conseguido el año pasado.

El catalán llegó sólo cuatro segundos por delante del francés Cyril Despres (KTM), líder de la general, y a más de un minutos del chileno Francisco 'Chaleco' López.

Pese a la frustración que sintió Coma tras ser penalizado con seis horas por supuestamente haber cambiado un neumático durante la séptima etapa, poco parece haber cambiado en el de Avià (España) cuando galopa a lomos de su KTM.

"Sumamos así otro día de rally y restamos otro para el final. Estoy satisfecho. Y las ruedas están como nuevas", dijo tras la etapa, lanzando un dardo envenenado a los comisarios que lo sancionaron.

En la general, Despres parece destinado a ocupar el primer sitio hasta la llegada a Buenos Aires. Con una ventaja de una hora, 21 minutos y 51 segundos sobre el noruego Pal Ullevalseter (KTM), el triunfo parece cosa de días.

La emoción y el suspense pueden hallarse en la lucha por los dos cajones restantes del podio, con Ullevalseter, 'Chaleco' López y el portugués Helder Rodrigues (Yamaha) inmersos en la pugna.

Por ahora, el más bien situado es el noruego, que tiene 3 minutos y 41 segundos de ventaja sobre el chileno, tercero, y casi siete minutos sobre el luso.

En los quads, el triunfo fue para el francés Christophe Declerck, seguido por los hermanos argentinos Alejandro y Marcos Patronelli.

El pequeño de los Patronelli, Marcos, sigue destacado en el liderato, con más de dos horas sobre su hermano, y más de cuatro horas respecto al español Joan Manuel González 'Pedregá', tercero.

En camiones, un nuevo duelo entre los rusos Firdaus Kabirov (Kamaz) y Vladimir Chagin (Kamaz), que en esta ocasión se resolvió a favor del primero.

Aún así, Chagin no ve peligrar el liderato de la prueba, donde aventaja a su compatriota en más de una hora.

Mañana, en la décima etapa, los pilotos recorrerán 586 kilómetros entre La Serena y Santiago, con un tramo de 238 kilómetros cronometrados.