Público
Público

El alucinante viaje de Isabel y Asunción, camellas sexagenarias

Fueron interceptadas con una maleta con más de 27 kilos de cocaína de gran pureza

Ó. L. F.

De Barcelona a Buenos Aires en avión. Allí embarcaron en un crucero de gran lujo, con el que recorrieron la costa brasileña antes de atravesar el Atlántico hasta las Islas Canarias. El final de la travesía iba a ser Málaga, pero la Policía las detuvo cuando su barco hizo escala en Cádiz.

Isabel (de 60 años de edad) y María Asunción (62) parecían dos respetables sexagenarias españolas que se habían gastado los ahorros de su vida en un viaje por todo lo alto. Sin embargo, su detención ha destapado que el crucero no sólo les había salido gratis, sino que además se iban a embolsar 18.000 euros cada una.

El motivo: entre su equipaje traían una maleta repleta de cocaína de gran pureza. Un total de 27 kilos que el jefe de la banda de narcotraficantes para la que trabajan las dos mujeres como correos les había entregado en una de las escalas brasileñas de su barco.

Ellas poco tenían que hacer. Disfrutar del viaje como cualquier otro pasajero, para no levantar sospechas. Recoger el alijo, subirlo a su camarote y, finalmente, bajarlo en la capital gaditana, donde otros dos miembros de la organización las estarían esperando... y también la Policía.

La caída de las dos sexagenarias, que no tenían antecedentes penales, ha permitido la detención de otros siete miembros de la banda. Una organización que, según la Policía, controlaba parte del tráfico de drogas en Cataluña y además tenía previsto ampliar el negocio a Ibiza.

Los ahora detenidos tocaban más palos. Tenían cultivos de marihuana. Introducían importantes alijos de hachís que después trasladaban a Holanda. Acumulaban relojes de alta joyería robados no se sabe por quién. Y se dedicaban al secuestro de otros narcos, a los que sustraían sus alijos vuelcos, en el argot policial o les cobraban deudas pendientes. Cuando fueron detenidos preparaban, precisamente, un vuelco a un importante rival de Barcelona. El brusco final del viaje de Isabel y María Asunción se lo ha impedido.

Más noticias