Público
Público

Arranca sin incidentes la huelga general contra la reforma laboral

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La huelga general convocada por los sindicatos contra la reforma laboral, la octava de la democracia y la sexta de veinticuatro horas, ha arrancado formalmente esta medianoche con el despliegue de piquetes en puntos clave y sin incidentes de relevancia.

En las horas previas, los dirigentes sindicales han augurado que la huelga será un éxito, mientras que el Gobierno ha recalcado que no cambiará sus planes.

En Madrid, agentes de la Policía Nacional han intervenido para facilitar la entrada de una veintena de camiones en las instalaciones de Mercamadrid, ya que los piquetes se habían concentrado en las puertas, según explicaron fuentes de la Asociación de Empresarios Mayoristas del Mercado de Frutas de Madrid (Asomafrut).

También en la capital, los autobuses de las líneas nocturnas, los llamados "búhos", han empezado a salir de sus cocheras con normalidad y sin incidentes, según fuentes de la Empresa Municipal de Transportes (EMT).

Los servicios mínimos pactados entre el Ayuntamiento y el Comité de Huelga establecen el funcionamiento durante la noche de un autobús por cada línea, 24 en total, la mitad de lo habitual.

En el sector industrial, los trabajadores del turno de noche de la planta automovilística de Volkswagen de Landaben (Pamplona), que emplea a más de 4.500 personas, han secundado la huelga, según el Comité de Empresa.

En el sector de prensa diaria, en el que la huelga estaba convocada para el miércoles, el seguimiento ha sido desigual, de acuerdo con los datos suministrados por las empresas.

Por el contrario, los sindicatos aseguran que la participación ha sido "alta".

En las estaciones de servicio, la afluencia de vehículos durante la jornada de ayer no ha sido muy diferente a la que se registra en días normales, según la Confederación Española de Empresarios de Estaciones de Servicio (CEEES).

El sector, que tiene un 20 % de servicios mínimos para hoy, no ha secundado masivamente este tipo de paros en otras ocasiones.

Tres horas y media antes de iniciarse oficialmente la huelga, los secretarios generales de CCOO y UGT, Ignacio Fernández Toxo y Cándido Méndez, respectivamente, se han reunido en la Puerta del Sol de Madrid con los piquetes informativos.

Toxo ha asegurado que la huelga será un éxito de los ciudadanos y obreros y ha puesto como ejemplo el seguimiento en los periódicos.

En el mismo acto, Méndez ha ironizado sobre el "estrés" del Gobierno por el paro general y ha pedido a las Cortes Generales que no menosprecien el derecho constitucional a la huelga.

El secretario general de UGT ha calificado de "sobrecargado" el pleno que hoy, jueves, se celebrará el Congreso de los Diputados.

Desde el Gobierno, el ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, ha insistido en que el Ejecutivo no va a modificar "un ápice" su postura ante la reforma laboral.

En la misma línea, el ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro, ha asegurado que el Gobierno "no va a ceder" ante la huelga general porque supondría "profundizar" una crisis que ya ha destruido muchos empleos.

Los servicios mínimos pactados entre el Ministerio de Fomento y los sindicatos contemplan que durante la jornada de huelga habrá un 10 % de vuelos peninsulares, un 50 % de los trayectos entre la Península y Baleares, y entre un 20 % y un 40 % de los internacionales. Operarán al menos 1.240 vuelos, frente a los 4.500 que lo hacen en un día normal.

En cuanto al transporte ferroviario, circularán el 20 % de los trenes de alta velocidad, entre el 30 % y el 35 % de los cercanías. No circularán trenes de larga y media distancia, lo que supondrá la cancelación de unos 600 convoyes.

En el caso de los trenes de vía estrecha, FEVE, la circulación oscilará entre un 25 % y un 40 %.

La huelga general convocada contra la reforma laboral es la octava que se ha convocado en España durante la etapa democrática.

De las siete anteriores, cinco fueron de veinticuatro horas (en 1985, 1988, 1994, 2002 y 2010), una de media jornada laboral (en 1992) y otra de una hora (1978). EFECOM

Más noticias en Política y Sociedad