Público
Público

El beneficio de Carrefour aumentó el 1,4% a 2.299 millones de euros en 2007

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Carrefour tuvo el pasado año 2.299 millones de euros de beneficio, un aumento del 1,4% respecto a 2006, anunció hoy el gigante francés de la distribución, que se encuentra en proceso de transformación de su accionariado de referencia.

Ese resultado incluyó elementos excepcionales por valor de 431 millones de euros por la cesión de activos considerados insuficientemente rentables, frente a los 413 millones también positivos en el ejercicio precedente, precisó Carrefour en un comunicado.

El resultado operativo aumentó el 3,4% hasta 3.291 millones de euros, con una evolución contrastada en los diferentes mercados en los que el grupo está presente.

En Francia, su principal mercado doméstico, el resultado operativo retrocedió el 5,7% y quedó en 1.556 millones de euros, mientras en el resto de Europa aumentó pero sólo un 1,2% hasta 1.216 millones.

Frente a eso, el Latinoamérica se disparó un 86,6% hasta 301 millones de euros y en Asia dio un tirón del 27,6% hasta 218 millones.

Carrefour comentó que un mayor margen en los productos no alimentarios y una mejora de los costos logísticos compensaron "el impacto de las inversiones para garantizar nuestra competitividad en precios".

La facturación de la compañía subió el 6,8% hasta 82.148 millones de euros, con un alza limitada al 1,1% en Francia, que representó 37.621 millones, y donde "el sólido incremento" de los volúmenes permitió hacer frente a "la deflación en los nueve primeros meses del año".

En el resto de Europa, las ventas experimentaron un alza del 6,9% a 30.837 millones, del 38,5% en Latinoamérica a 8.211 millones y del 11,6% a 5.480 millones.

Sobre las perspectivas, el gigante francés de la distribución aseguró que "2008 debería marcar el inicio de una nueva tendencia de crecimiento rentable", y auguró un aumento del volumen de negocios de entre el 6 y el 8% a tipo de cambio constante y un crecimiento superior del resultado operativo.

También anticipó un flujo de caja libre de unos 1.500 millones de euros y una mejora de la rentabilidad de los capitales.

Para lograrlo, sus líneas de actuación serán el despliegue de nuevos modelos comerciales, la reducción de los costos logísticos y de otras cargas de explotación y un empleo "más eficaz" de su capital.

Además, la dirección ha identificado "dos ejes posible de creación de valor suplementario": la convergencia de las marcas en Francia, sobre el que habrá una decisión en el segundo trimestre, y la entrada en el negocio inmobiliario.

A este respecto, anunció una inversión de entre 1.000 y 1.500 millones de euros en el cuarto trimestre, y reiteró que mantiene sus planes de sacar a bolsa la filial Carrefour Property, "cuando las condiciones de mercado lo permitan", con una apertura de capital de unos 3.000 millones de euros.

La empresa indicó igualmente que las cesiones y la externalización del negocio inmobiliario, por un valor global de 4.500 millones de euros, permitirá mejorar el retorno a los accionistas en el periodo 2008-2010.

Por otro lado, los accionistas de referencia de Carrefour, la familia Halley (que tienen un 13,03% del capital y el 20,34% de los derechos de voto), han anunciado que ponen fin a su acción de concierto, lo que abre la puerta a la toma de control del grupo por el grupo Arnault y el fondo Colony Capital, cuyos intereses están asociados en el consorcio Blue Capital.