Público
Público

Berlusconi anuncia que ya está el capital necesario para relanzar Alitalia

EFE

El presidente del Gobierno italiano, Silvio Berlusconi, aseguró hoy en Roma que se dispone ya del capital necesario para relanzar la aerolínea Alitalia y anunció el nuevo eslogan de la compañía: "Yo amo Alitalia, yo vuelo Alitalia".

"Tenemos dos cosas seguras: el capital necesario para la nueva Alitalia y el eslogan", dijo Berlusconi en una rueda de prensa en la presidencia del Gobierno, en la que agregó que se reunirá con el ministro de Economía, Giulio Tremonti, "y otras" personalidades para analizar la situación de la compañía de bandera.

La afirmación de Berlusconi provocó la reacción de exponentes del opositor Partido Demócrata (PD), que recordaron como ya en otras ocasiones el primer ministro aseguró que tenía la solución para la privatización de la cuota estatal del 49,9% de la aerolínea, pero que hasta ahora nunca se hicieron efectivas.

Así, el portavoz del PD de la comisión de Transportes de la Cámara de los diputados, Michele Meta, dijo: "han pasado muchos meses desde que Berlusconi intervino en el caso Alitalia anunciando la existencia de un grupo de empresarios fantasma que no se manifestó nuca. ¿Por qué debemos creer ahora en sus palabras?".

"El Gobierno está interviniendo sobre Alitalia de un modo turbio, nadie sabe nada", añadió Meta.

Asimismo, el portavoz del PD señaló que, dado el importante numero de personas que se verán afectadas por el futuro de Alitalia, el Gobierno debería anunciar ante el Parlamento los nombres de aquellos que están dispuestos a intervenir en relanzar la compañía

En esta misma línea, el responsable de infraestructuras del PD, Andrea Martella, afirmó: "la única noticia segura es que no existe ninguna certeza sobre cual será el plan industrial adoptado (para Alitalia), ni qué procedimientos se seguirán, ni quiénes aportarán el capital que Berlusconi imagina".

El Gobierno de Romano Prodi abrió en diciembre de 2006 un concurso público para vender la cuota estatal del 49,9% en Alitalia, y tras una primera puja fallida por la falta de candidatos, se comenzaron negociaciones privadas que acabaron con la elección de la compañía Air France-KLM como posible comprador.

Air France acabó retirando su oferta por la aerolínea de bandera tras el rechazo de los sindicatos a su plan industrial.

Alitalia cerró el ejercicio de 2007 con una pérdida por 495 millones de euros y un endeudamiento de 1.164 millones de euros.

Más noticias de Política y Sociedad