Público
Público

Bilbao premiará a Jorge Edwars y homenajeará a Henrike Knör y Jorge Oteiza

EFE

La Feria del Libro de Bilbao, que se celebra desde hoy y hasta el 8 de junio, premiará al escritor chileno Jorge Edwars y al estudioso del euskera y de la cultura en esta lengua Gregorio Arrien, y rendirá homenaje a los ya desaparecidos Henrike Knör, académico de la lengua vasca, y Jorge Oteiza, escultor guipuzcoano.

La vigésimo octava edición de la cita anual de Bilbao con la literatura y la obra discográfica en euskera y castellano, que fue presentada ayer en conferencia de prensa por sus organizadores, contará con la presencia de 68 editores privados y públicos o institucionales y se desarrollará en su tradicional emplazamiento del Paseo del Arenal.

Durante su celebración, los organizadores de la Feria (la Cámara del Libro de Euskadi, la Asociación de Libreros de Vizcaya y el Gremio de Editores de Euskadi), contarán con la presencia en el recinto de autores como Quim Monzó, Toti Martínez de Lezea, Vicente Verdú y Gustavo Martín Garzo, entre otros.

La Feria acogerá también la exposición fotográfica titulada "Adi Bilbao, cuánto has 'cambiao'", realizada con imágenes aportadas por reporteros gráficos de distintos medios de Bilbao, sobre la transformación urbanística y económica sufrida por la capital vizcaína en los últimos años.

Durante la presentación de esta nueva edición de la cita bilbaína con los libros sus convocantes han hecho entrega del Premio a la Edición, que se otorga anualmente, al fundador de la catalana Editorial Crítica, Gonzalo Pontón (Barcelona 1944).

Pontón ha agradecido que, por primera vez en la breve historia de este galardón, se haya otorgado a un divulgador de libros de erudición científica (ensayos, filosofía, historia, antropología, etc) y literatura clásica, en vez de a un editor de literatura de ficción, como, ha apuntado, suele ser más frecuente.

El premiado ha lamentado el hecho de que "últimamente las ventas de libros se concentran en productos con mucho marketing y muy publicitados a través de los medios de comunicación como son las novelas de Harry Potter o los 'best seller', mientras que los libros de divulgación científica y del conocimiento no reciben el respaldo ni del Gobierno, ni de las instituciones ni de los medios".

Más noticias de Política y Sociedad