Público
Público

Las cartas desde el exilio de Ridruejo o la vida íntima de "un conspirador"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La transformación política de Dionisio Ridruejo, de falangista e ideólogo de la insurrección, mutado después en demócrata y comprometido antifranquista es un caso "apasionante y único". Ahora la publicación de sus cartas desde el exilio muestran el coste familiar y personal de esta firme apuesta.

"Cartas íntimas desde el exilio (1962-1964) es el título de este volumen que acaba de salir a la calle, publicado por la Fundación Banco de Santander, editado y con prólogo de Jordi Gracia y Jordi Amat, quienes se adentran en las vicisitudes del exilio del escritor, "que se debatió entre el deber político y la añoranza familiar".

Una publicación que ve la luz en el año que se celebra el centenario de Dionisio Ridruejo (Burgo de Osma, 1912-Madrid, 1975) y en el que se publica también "Ecos de Munich. Papeles políticos", en el sello de RBA.

El libro reúne los escritos sobre el llamado -despectivamente por el régimen franquista- "contubernio de Munich", y que fue el IV Congreso del Movimiento Europeo, en el que participaron todos los demócratas opositores a Franco y del que se acaba de cumplir el 50 aniversario.

Así, estas más de 30 cartas inéditas de Ridruejo que recoge el libro fueron dirigidas a su mujer, Gloria de Ros, desde 1962, momento que empieza el exilio de Ridruejo en París tras participar en el "contubernio de Munich" hasta su vuelta a España en 1964.

"Son cartas escritas que nacen de la necesidad de contar la vida durante dos años en los que Ridruejo prefirió el exilio a la cárcel o el destierro a Canarias", dice Jordi Amat.

Se trata explican ambos prologuistas en el libro de "mostrar el reverso íntimo de una conspirador público y ofrecer el testimonio sin estridencias, adulto y realista de la conciencia autocrítica de un hombre de cincuenta años que aprende con resignación el precio de los errores y las recalificaciones".

Cartas que demuestran cómo su actitud, su compromiso político y coherencia personal tuvo muchas consecuencias y costes en el ámbito familiar, como marido y padre ausente.

"No tuvo mala conciencia -explica en la presentación del libro Gracia"-. Primero tuvo un sentimiento de fracaso al ver que el régimen que él había soñado no se cumplía, que era un régimen insuficientemente fascista y demasiado franquista, y en 1942 ve que el poder no era para él lo que debía ser y se hace antifranquista".

Una transformación en la que, en opinión de Gracia, tiene mucho que ver un pensamiento que se hace más adulto, más maduro y reflexivo, fruto de sus lecturas reposadas. "Lee a Eugenio d'Ors, Plá, Borges, Ortega, Antonio Machado. La verdad es que Ridruejo es un personaje épico; para mi, un héroe de la democracia española", sostiene.

Y es que Dionisio Ridruejo, en opinión de Gracia, se convirtió en un socialdemócrata, en un liberal de izquierdas. "En la Trasición hubiera estado a la izquierda de UCD", añade.

Estas cartas manuscritas están actualmente en el Archivo General de la Guerra Civil en Salamanca, y entre ellas y también impresa en el libro, se encuentra el texto en respuesta al director de "Arriba" en mayo de 1963 donde contesta al artículo publicado contra él.

"Lo sucedido en Munich tiene importancia: ha dado confianza a unos y a otros, ha roto el mito de la incomunicabilidad entre dos mundos", unas cartas que muestran el lado más humano de este político y estratega.

"Es curioso que cuanto más viejo voy haciéndome más positivo me es todo lo de la vida, más me conmueve y me exalta, con momentos de una plenitud increíble...es como un estado de enamoramiento por todo, pero ya tranquilo, sin impaciencia de más", concluye una de sus cartas.