Público
Público

China Unicom sentará a un consejero en Telefónica

Las dos empresas refuerzan su alianza con compras de acciones recíprocas por 367 millones

ANA FLORES

No es casualidad que los 9.200 kilómetros que separan Madrid de Pekín parezcan cada día menos distantes. No lo es que el vicepresidente chino, Li Keqiang, visitase al Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero en pleno ataque a la deuda y se comprometiese a seguir comprando títulos del Tesoro español. España tiene poderosos embajadores en China desde hace años, empresas que se anticiparon y empezaron a tejer una red de relaciones cruzadas con la nunca fácil estructura de poder asiática. Telefónica y China Unicom, la segunda mayor operadora de telecomunicaciones de China, compañía controlada mayoritariamente por el Gobierno de Pekín, hicieron público ayer un nuevo aumento en sus participaciones cruzadas y con ello un paso más en su alianza, iniciada en 2005. Pero esta vez hay una novedad: a raíz del acuerdo, un representante de Unicom se sentará en el consejo de Telefónica.

Los presidentes de ambas compañías, César Alierta y Chang Xiaobing, firmaron ayer que Telefónica será desde ahora un poco más china y Unicom mucho más española. Ambas, que suman 590 millones de clientes (el 10% de la población mundial) invertirán en acciones de la otra el equivalente a 500 millones de dólares (367 millones de euros), de forma que Telefónica alcanzará en un plazo de nueve meses el 9,7% de China Unicom, frente al 8,34% actual, y Unicom se hará en unos días con el 1,37% de la española frente al 0,89% que tiene desde finales de 2009. La española irá comprando a terceros las acciones de la asiática mientras que Unicom se hará con las acciones que Telefónica tiene en autocartera a un precio de 17,16 euros por título.

Telefónica tendrá el 9,7% de China Unicom y esta el 1,37% de la española

Pero China Unicom, que en 2009 decidió que no le bastaba con tener a Telefónica en su accionariado y pidió su entrada en el capital de la española, ha dado un paso más.

China ya no es sólo la fábrica del mundo, ni siquiera sólo el mayor mercado. Es el proveedor, el cliente y para los países hasta el banquero, y quiere estar donde se manda. En las grandes empresas también. Por eso China Unicom se sentará en el consejo de Telefónica. La compañía que preside César Alierta someterá esta decisión a votación en la próxima junta de accionistas.

De salir adelante, China Unicom se sentará a decidir sobre Telefónica junto a los históricos accionistas del núcleo duro del grupo, ambos españoles: el BBVA, que cuenta con dos consejeros en representación de su 6,96% de capital, y La Caixa, que cuenta con otros dos en representación de su 5,44%. Telefónica tiene en el Consejo también a un representante brasileño y dos ingleses.

Entre ambas dan servicio al 10% de la población mundial

Por otro lado, Telefónica y Portugal Telecom están siendo investigadas por la Comisión Europea por si incurrieron en prácticas contrarias a la competencia en su acuerdo para la venta a la firma española de la parte que la lusa mantenía en la compañía de móvil brasileña Vivo.

Más noticias de Política y Sociedad