Público
Público

Cientos de miles de personas bajan el telón del Carnaval después de 10 días

EFE

Cientos de miles de personas se congregaron hoy en el centro de Río de Janeiro convocadas por una popular banda callejera que recorrió las calles de la ciudad para bajar definitivamente el telón del febril Carnaval carioca.

El desfile del grupo Monobloco, que cada Carnaval recorre las calles de Río de Janeiro con su orquesta montada en un camión, fue la última gran concentración de multitudes de la que es la mayor fiesta popular de Río de Janeiro, que acabó con el tronar de los tambores y a ritmo de samba.

Desde el pasado 4 de marzo, Brasil entero estuvo sumergido en el gozo del Carnaval, que por tradición es mucho más frenético en Río de Janeiro, donde cada día del pagano festejo cientos de miles de personas se lanzan a las calles para celebrar.

Desde las primeras horas de hoy el Monobloco ocupó por completo la céntrica avenida Río Branco seguido por unas 400.000 personas, según calculó la Policía Militar, que no informó sobre incidentes en en curso del festejo.

Poco antes, las escuelas de samba que ocuparon los seis primeros lugares en el concurso anual del Carnaval carioca habían concluido sus desfiles en el Sambódromo, donde unas 70.000 personas pasaron la noche entera animadas por la samba, que sólo calló al amanecer.

El último desfile en el Sambódromo le correspondió a la escuela Beija Flor, de la barriada de Nilópolis, que este año dedicó su operístico espectáculo a recrear la vida del cantautor Roberto Carlos, considerado el "rey" de la canción romántica brasileña.

La novedad en el llamado "Desfile de las Campeonas" fue este año la participación de una escuela de samba formada por 1.800 personas que son ciegos, minusválidos o portadoras del Síndrome de Down.

La escuela Embajadores de la Alegría fue la primera que atravesó la pista del Sambódromo, la noche de este sábado, y su presentación fue considerada una prueba de que el Carnaval, la samba y la fiesta también pueden servir como elementos de inclusión social.