Público
Público

Comienza la segunda gran subasta de Yves Saint Laurent/Pierre Bergé

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La subasta de 1.180 lotes de muebles, objetos, mobiliario y utensilios diversos que compartieron el modisto Yves Saint Laurent, fallecido en 2008, y su amigo y más próximo colaborador, Pierre Bergé, comenzó hoy con los primeros lotes procedentes del castillo Gabriel.

Los beneficios de esta venta, de cuatro días de duración, que se espera recaude entre 3 y 4 millones de euros se destinarán a la investigación y la lucha contra el sida.

La operación debutó sin colas a las puertas del Teatro Marigny, con una treintena de especialistas sobre el escenario para gestionar las órdenes de compra depositadas previamente o procedentes del exterior, por vía telefónica e internet, ante un patio de butacas medio lleno, ocupado en algunos momentos por 200 o 250 personas.

En parte debido, según los organizadores, al hecho de que la zona estuviese enteramente cercada y la circulación en el centro de París hecha un atasco por encontrarse en visita de Estado el presidente de Irak, Jalal Talabani.

De momento "no hay mucha gente en la sala, pero hay mucho interés por teléfono y tenemos muchas subastas que han sido depositadas en la mesa del perito tasador", resumió a Efe el director general de Christie's, Guillaume Guédé.

Es un poco pronto "para hablar del éxito de la venta, pero según las cifras que tenemos tuvo un buen inicio", la asistencia "no refleja completamente" la realidad de la venta, que es "una venta larga, que va a durar cuatro días, y para la que esperamos mucha gente", añadió.

Hay que tener en cuenta también, subrayó el vicepresidente de Christie's-France, François de Ricqlès, que ésta "no es la venta del siglo", no es "un acontecimiento, hay un nombre, sí, pero es ante todo un 'house sale'", es el concepto de 'cosas de la casa', no de objetos de gran colección.

"Funciona bien, estamos en lo que esperábamos. No hay problema", pero se le ofrecen al comprador todos los medios de comunicación posible, del teléfono móvil a internet, por donde se puede seguir la venta en directo e incluso comprar", así que "no hay razón para que el espectáculo esté en la sala", consideró.

La situación es muy diferente de la primera subasta organizada también por Pierre Bergé el pasado febrero, en el Grand Palais, de contenido museístico, que recaudó cerca de 374 millones de euros.

Ahora, "quizá lo más importante es lo más difícil de vender", explicó el perito tasador que consiguió ambas ventas para Christie's y que hoy fue el primero en levantar el martillo.

Entre los ya vendidos, algunos lotes quedaron por debajo de sus estimaciones de partida, entre ellos dos de los más caros del conjunto, el gran vaso chino tipo Fahua, de la dinastía Ming (principios del siglo XVI), valorado en el catálogo entre 40.000 y 60.000 euros.

Esta pieza fue adjudicada en 30.000 euros a los que añadir un 25% de gastos, exactamente la misma suma final y de partida que la gran lámpara de araña holandesa del siglo XIX.

En cambio, apuntó De Ricqlès, un par de sillones Napoleón estimados en 3.000 y 5.000 euros se vendieron luego en 25.000 euros.

"Lo que la gente quiere, destacó, es la decoración, los objetos decorativos, no precisamente lo que está estimado más caro" sino lo que "se piensa que es el espíritu Saint Laurent Bergé".

En este tipo de venta "no es la calidad o el valor de los objetos lo que determina las subastas, sino el gusto de la gente", insistió.

De los 1.180 lotes puestos a la venta -Pierre Bergé retiró cinco una vez ya impreso el catálogo, entre ellos el Mercedes Benz que debía cerrarla- "hay 150 por encima de los 10.000 euros", recordó.

Durante estos tres primeros días se dispersarán principalmente los lotes procedentes del castillo Gabriel, en Normandía (noroeste), mientras que el viernes 20 promete ser uno de los momentos álgidos, pues se venderán las piezas procedentes de las posesiones en París.

Entre otras un conjunto de dos agua fuertes de Picasso titulado "Sueño y Mentira de Franco" (1937), estimados según el catálogo entre 10.000 y 15.000 euros.

Más noticias en Política y Sociedad