Público
Público

Concluye la reunión con temor a la recesión y la pregunta en el aire de si China será el motor

EFE

El Foro de Davos concluyó hoy cinco días de debates entre destacados políticos y los más poderosos líderes empresariales con el mismo temor que comenzó a un freno del crecimiento global y una pregunta en el aire: si China e India serán los motores para seguir tirando de la economía mundial si EEUU entra en recesión.

A pesar de que en la inauguración de la reunión, el martes, la secretaria de Estado estadounidense, Condoleezza Rice, afirmó rotundamente que "nuestra economía seguirá siendo el motor que guía el crecimiento económico mundial", los debates de políticos, empresarios y expertos no han disipado los temores.

La presidenta de la multinacional Pepsico, Indra Nooyi, copresidenta de esta reunión del Foro Económico Mundial y considerada como la mujer más poderosa en el mundo de los negocios, dio en el clavo al afirmar hoy, en el debate final, que "esta va a ser la primera gran prueba" para las economías del gigante chino y otras asiáticas.

"No estamos preocupados por el 2008 porque el mundo es muy global y la gran fuerza de China, India y otras economías asiáticas ha quedado de manifiesto en los últimos años", señaló.

"Esta va a ser la primera gran prueba. Vamos a ver si el motor del crecimiento mundial es sólo Estados Unidos o el equilibrio de poder se ha movido realmente y se ha distribuido por el mundo", añadió, respondiendo a si creía que el mundo va a entrar en una recesión global como consecuencia de la crisis financiera de Estados Unidos.

"No soy pesimista. Puede haber un freno (al crecimiento), eso es posible, pero esperemos y veamos", insistió.

También muy reveladora fue la intervención de Wang Jianzhou, otro de los copresidentes del Foro y presidente de China Mobile Communications Corporation.

"Hace tres años, cuando vine por primera vez al Foro, la pregunta que me hacían era cómo los altos crecimientos de China e India pueden afectar a otros países, y es que esto se veía como una amenaza".

"Pero este año me han hecho otra pregunta: ¿cuál será el efecto si el crecimiento económico de India y China se frena debido a una recesión mundial?", dijo.

Y aclaró con un tono de ironía, que su respuesta es: "si hay una recesión en el mundo, afectará a China, pero no mucho".

El líder del gigante de los móviles chino, no dudó en afirmar con la misma ironía que "soy optimista en el futuro".

Y es que las cifras no dejan lugar a dudas sobre la fuerza del consumo interno chino: China Mobile Communications Corporations cuenta con 370 millones de abonados "y cada mes tenemos 6 millones de nuevos clientes", según Wang.

El fuerte consumo interno, junto con las exportaciones y las inversiones de capital, son los tres elementos clave del espectacular crecimiento chino, recordó el presidente del gigante de la telefonía móvil.

Pero frente a la preocupación general por la economía mundial, en el Foro de Davos también ha habido voces que han actuado de conciencia social.

Hoy se sumó al debate final como invitado el Premio Nobel de la paz Elie Wiesel, quien intervino para decir que "se ha hablado mucho de recesión, de freno del crecimiento y de la necesidad de restaurar la confianza, pero a mí quienes me preocupan son los pobres, los débiles. Son ellos quienes necesitan confianza".

"Estos días he escuchado hablar mucho de recesión, pero no he oído ni una sola vez hablar de Darfur", dijo.

Más noticias de Política y Sociedad