Público
Público

El Consejo de Colonial da el visto bueno a la escisión y venta de la compañía

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El consejo de administración de Colonial ha dado luz verde al acuerdo de compraventa del negocio patrimonial de la compañía pactado por el fondo soberano de Dubai (ICD) con los principales socios de la inmobiliaria, que implica la segregación de la actividad promotora y de suelo.

En una comunicación remitida a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), el consejo manifiesta su "disposición favorable" a poner en marcha de inmediato "los distintos aspectos de las operaciones propuestas" en el acuerdo de compraventa, por el que ICD pagará 1,19 euros por cada título de Colonial, una vez que la compañía se haya escindido.

El consejo ha decidido apoyar la operación planteada por los dubaitíes en una sesión en la que no han participado los consejeros dominicales, que son los que representan los intereses de los socios de referencia de la inmobiliaria.

En este sentido, el consejo expresa que durante el proceso de división y venta de Colonial velará por los intereses de la propia compañía, así como por los de los accionistas minoritarios, para que se cumpla la "paridad de trato".

El visto bueno del consejo de Colonial es sólo uno de los requisitos que condicionan la oferta de ICD, ya que ésta sólo se hará efectiva si además se cierra antes de mañana la refinanciación de la deuda de la compañía, que asciende a 8.961 millones de euros.

Asimismo, los vendedores tendrán que llegar a un acuerdo con las entidades financieras con las que compraron a crédito acciones de Colonial para que liberen los títulos que custodian como garantía de esas adquisiciones.

En relación con estos requisitos, el consejo manifiesta que no tiene conocimiento de si se han cumplido el resto de condiciones fijadas para que el acuerdo de compraventa entre en vigor.

Tampoco se ha comunicado al consejo si ICD o los accionistas de referencia han renunciado a alguna de las mencionadas condiciones.

En caso de que el acuerdo finalmente entre en vigor, la compra sólo se llevará a cabo si los vendedores traspasan a ICD el 50,4 por ciento de la futura Colonial, sociedad que se quedará con el negocio patrimonial de la compañía.

De acuerdo con el compromiso alcanzado, la escisión deberá realizarse en un plazo máximo de cinco meses, ampliable a otros dos, a contar desde que el acuerdo sea efectivo.