Público
Público

Cuatro muertos en Pakistán en un ataque aéreo

Reuters

Por Haji Mujtaba

Un misil que se sospecha fue disparado por un avión estadounidense no tripulado impactó el jueves en un pueblo paquistaní matando al menos a cuatro personas, según las autoridades y los residentes en el lugar, en el último ataque dirigido al bastión de un comandante talibán.

El misil tenía como objetivo un pueblo situado en la región tribal de Waziristán Norte, cercana a la frontera afgana, y donde Jalaluddin Haqqani, un antiguo amigo de Osama bin Laden, ha establecido una 'madrasa' o escuela religiosa. La familia de Haqqani solía también vivir en este lugar.

"Un gran número de milicianos está acudiendo al área en vehículos", dijo por teléfono un testigo de Reuters en Miranshah, la localidad más importante de Waziristán Norte, poco después del ataque.

Zardad Khan, que vive en la región, añadió más tarde que cuatro personas habían muerto y tres habían resultado heridas en la explosión.

"Todos eran gente local", dijo.

Sin embargo, un oficial de inteligencia afirmó que habían muerto siete personas, entre las que se incluían varios extremistas.

Veintitrés personas, la mayoría parientes de Haqqani, murieron en septiembre en un ataque similar sobre el mismo pueblo.

ATAQUES CON MISILES

Las fuerzas de Estados Unidos desplegadas en Afganistán, frustradas por los cada vez más frecuentes ataques desde el lado paquistaní de la frontera, han realizado desde principios de septiembre en torno a una docena de ataques con misiles y una incursión en Pakistán.

En estos ataques han muerto muchos miembros de los grupos armados, pero hasta el momento no se ha informado de la muerte de ningún líder talibán o de al Qaeda.

Uno de los hijos de Haqqani dijo a Reuters que el anciano comandante estaba en Afganistán cuando el pueblo fue atacado el pasado septiembre.

Fuentes talibanes apuntan que el líder tiene problemas de salud y que su hijo, Sirajuddin, es quien dirige el grupo de su padre.

Por otro lado, durante la noche del miércoles y la madrugada del jueves, se produjeron ataques de artillería paquistaní apoyada por fuego desde helicópteros contra posiciones de grupos extremistas en la región de Bajaur, unos enfrentamientos en los que según residentes y autoridades murieron nueve milicianos.

Bajaur es otro santuario de los grupos islamistas en la frontera con Afganistán, al nordeste de Waziristán.

Más noticias de Política y Sociedad