Público
Público

El director de "Relatos" apuesta por su "cine chico" en Tokio

EFE

El director gallego Mario Iglesias defendió hoy en Tokio, donde presenta su película "Relatos", el "cine chico" que practica desde 2002 y consideró que "un gran presupuesto estorba para el resultado de una película".

Haciendo uso del término empleado por José Víctor Fuentes, director del Festival Internacional de Cine Chico Isla de La Palma ("El Festivalito"), Iglesias definió así en entrevista con Efe el tipo de creaciones en que trabaja desde hace siete años.

Igual que sus "Cartas italianas" (2008) o "De Bares" (2006), "Relatos" es una nueva muestra de cine con poco presupuesto y un equipo pequeño, algo que no le impidió abrir ayer el Festival Internacional de Cine de Tokio (TIFF) y competir con otros catorce largometrajes.

A Tokio ha viajado Iglesias con la principal protagonista del filme, Concepción González, para presentar "Relatos", una película con Galicia como escenario y personajes "muy marcadamente gallegos", pero "lo que les sucede es muy marcadamente universal", según su director.

El filme está caracterizado por su escaso presupuesto y la aparición de actores aficionados, algo que defiende Iglesias.

Un gran presupuesto "obliga a un guión cerrado donde ya es previsible todo lo que va a suceder", pero "con un equipo pequeño puedes utilizar fuerzas que ya están en movimiento y te puedes meter en medio de algo que ya está sucediendo", afirmó Iglesias.

Aunque "la mayoría de la gente piensa que tú haces una película de poco presupuesto porque no puedes hacerla de mucho, yo voy siempre al presupuesto pequeño porque consigo mejores resultados", aseguró Iglesias.

En cuanto a la invitación recibida para el TIFF, tanto Iglesias como Concepción González expresaron su sorpresa y satisfacción, aunque negaron esperar un premio del Jurado, presidido por el mexicano Alejandro González Iñárritu.

Para Iglesias, aunque "es imposible de decir", llevarse algo "sería lo excepcional".

"Relatos" es una de las cuatro películas de habla hispana que compiten en la 22 edición del TIFF en la sección de concurso, abierta ayer por este filme.

La cinta narra la historia de una ama de casa con problemas para conciliar el sueño desde que perdió a su hijo al nacer y que comienza a sentirse ilusionada por la posibilidad de publicar algún día los cuentos que escribe en casa.

Su protagonista, Rosario, visita con frecuencia al psicoterapeuta para superar los miedos que la despiertan por la noche, por lo que el papel de Concepción González, terapeuta en la vida real, consiste en trasladarse al "otro lado", señala ésta.

Al principio de la película se resume la vida de Rosario a través de "un panel que representa tu vida en el momento actual y cómo desearías que fuera el futuro ideal", explica la actriz, visiblemente satisfecha por la recepción que tuvo ese elemento simbólico en Japón durante el estreno, ayer en la sesión inaugural.

Más noticias de Política y Sociedad