Público
Público

El Ebro alcanza un máximo de 3,59 metros en Zaragoza y no ha afectado a las obras de la Expo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El río Ebro a su paso por Zaragoza alcanzaba esta madrugada un máximo de 3,59 metros de altura, con 1.199,81 metros cúbicos por segundo, un caudal menor a lo esperado que no ha causado perjuicios a las obras del recinto de la Exposición Internacional, aunque ha afectado a algunos trabajos menores.

Tras alcanzar el máximo de altura a las 05:00 de hoy, tres horas más tarde el Ebro registraba 3,57 metros, con 1.190, 63 metros cúbicos por segundo, un caudal que ya se encuentra bajando, según el el Sistema Automatizado de Información Hidrográfica (SAIH) del Ebro.

Sin embargo el Gobierno de Aragón mantendrá activa, por prudencia, durante todo el fin de semana la fase de preemergencia del Plan Especial de Protección Civil de Emergencias por Inundaciones ante la posibilidad de que se produzcan nuevas lluvias.

Asimismo, según explicaron a Efe fuentes del Ejecutivo autonómico, el Servicio de Seguridad y Protección Civil del Gobierno de Aragón hará un seguimiento exhaustivo de la evolución del río.

La fase de preemergencia implica la puesta en marcha de todos las líneas de comunicación con los diversos organismos y servicios implicados en los sistemas de prevención y alerta.

Además estarán avisadas, durante todo el fin de semana, las agrupaciones de voluntarios de Protección Civil de Ribera Baja y Rivera Alta, Fuentes de Ebro y de la Margen Izquierda del río, así como el colectivo de trabajadores sociales.

Durante la avenida del pasado año, que tuvo lugar a principios del mes de abril, el río llegó hasta los 5,19 metros de altura y los 2.282,44 metros cúbicos por segundo a su paso por la capital aragonesa.

Fuentes de la Exposición Internacional informaron a EFE de que la crecida de esta noche del Ebro no ha afectado a las obras en la medida que se esperaba, al pasar con menos caudal del previsto, aunque si se han visto perjudicadas algunos trabajos de menor importancia.

En este sentido, desde la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) informaron a Efe de que al ser una avenida ordinaria no se esperaba que la crecida causara problemas, mientras que los Bomberos de Zaragoza también señalaron que no han tenido que efectuar ninguna actuación por la crecida del río.