Público
Público

La Ertzaintza imputa a 18 personas por enaltecimiento del terrorismo en Bilbao

La policía vasca ha retirado fotos de etarras y carteles en casetas en el recinto festivo

EFE

La Ertzaintza ha retirado hoy en el recinto festivo de Bilbao varios carteles y fotos de presos de ETA, la mayoría colocados en la comparsa Kaskagorri, próxima a la izquierda abertzale. Durante su intervención, 18 personas vinculadas a estas organizaciones han sido imputadas por un delito de enaltecimiento del terrorismo, mientras que otras 14 han sido identificadas.

El Departamento vasco de Interior informó que estas actuaciones de la Ertzaintza derivan, por un lado, de un mandato del Juzgado de guardia de la Audiencia Nacional en el que se pide la identificación de los responsables de las txosnas (casetas) Kaskagorri y Txori Barrote, y por otro, de los autos judiciales recientes en los que se prohíbe la exhibición de carteles y otros soportes de apoyo a ETA.

Los agentes inspeccionaron en primer lugar esas dos txosnas e identificaron como responsables a once personas que se encontraban en su interior: seis en Kaskagorri y cinco en Txori Barrote. Además, comprobaron que en esos recintos se exhibían carteles y fotos de apoyo a ETA.

Ante la negativa de sus responsables a retirar los símbolos ilegales, los ertzainas procedieron a hacerlo con sus medios. A continuación, los once identificados fueron imputados de un delito de enaltecimiento del terrorismo.

Posteriormente, la Ertzaintza intervino de la misma manera en las txosnas Kobetamendi y Altxaporrue. Los agentes retiraron los carteles y fotografías de apoyo al terrorismo e imputaron el delito de enaltecimiento a siete personas: seis en Altxaporrue y una en Kobetamendi. La Policía vasca continúa con las investigaciones en relación a estos hechos. Las diligencias policiales serán remitidas a la Audiencia Nacional.

La asociación Dignidad y Justicia ya había solicitado a la Audiencia Nacional el cierre de dos de esas casetas por exhibir en su interior imágenes de presos de ETA. En concreto, se refería a los locales de las comparsas Kaskagorri y Txori Barrote, a las que vincula con Segi y el Movimiento Pro Amnistía, respectivamente.

Durante la actuación policial, por la megafonía de la txosna se ha ido nombrando uno a uno a varios presos de ETA, seguido de un "maite zaituztegu" (os queremos), que ha sido respondido con aplausos por un grupo de simpatizantes de la izquierda abertzale concentrado en el lugar.

La operación ha durado algo más de una hora y durante ese tiempo los efectivos de la Ertzaintza han sido invitados a abandonar el lugar a gritos de "Askatasuna, alde hemendik" (Libertad. Fuera de aquí).

No se han producido altercados pero sí algunos momentos de tensión e incluso el vuelco de algunos contenedores frente al Teatro Arriaga.

Los antidisturbios se han retirado sobre las 13.15 horas, entre aplausos y bailes de miembros de las txosnas afectadas.

Mientras se ha producido el operativo, las actuaciones previstas en la zona festiva del Arenal han transcurrido con normalidad.

El pasado martes, Dignidad y Justicia solicitó a la Audiencia Nacional la prohibición de varios actos de homenaje a presos de ETA convocados por la comparsa Kaskagorri para hoy por considerarlos constitutivos de un delito de enaltecimiento del terrorismo.

Más noticias de Política y Sociedad