Público
Público

Estarás dispone de "muchos más avales" que Delgado

 

El PP balear afronta dividido su primer congreso tras perder el Govern

PÚBLICO

Los conservadores baleares afrontan su duodécimo congreso regional en medio de la disputa entre los dos principales candidatos. Por un lado, la sucesora de Jaume Matas y candidata apoyada por la dirección nacional de los conservadores, Rosa Estarás, que es la que más apoyos ha conseguido entre sus compañeros en las islas y que ya ha anunciado que en el caso de resultar elegida nombrará al alcalde de Bunyola, Guillerm Estarellas, como su secretario general, y a Pere Rotger y José Manuel Bauzà como vicepresidentes ejecutivos.

El otro candidato es el alcalde de Calvià, Carlos Delgado, que el jueves fue apoyado formalmente por algunos de los miembros más duros del partido, como el europarlamentario Alejo Vidal Quadras o la alcaldesa de Lizartza, Regina Otaola. Delgado intentó en vano retrasar el cónclave con un recurso en el que denunció supuestas irregularidades en la organización del congreso, al parecer para ganar tiempo y lograr más compromisarios que le apoyasen.

La diputada por Baleares María Salom quiso restar importancia a la iniciativa de su colega de partido, aunque instó a que se respeten las reglas del juego. Además, reconoció que Estarás dispone de muchos más avales que Delgado, si bien abogó por que el Congreso sirva para sumar y no para dividir a la formación, desplazada del gobierno de las islas por los pactos del PSOE con las demás fuerzas políticas.

Salom considera que uno de los más importantes retos de la nueva dirección regional será dialogar con los demás partidos para que no vuelva a repetirse ese todoscontra uno.

La secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, arropará a sus compañeros en Mallorca por la mañana y será Rajoy el queclausure el acto una vez elegido el nuevo presidente.

Más noticias de Política y Sociedad