Público
Público

La ex esposa de Sarkozy niega que recibiera un mensaje del presidente

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Cécilia Ciganer-Albéniz, ex esposa de Nicolas Sarkozy, negó ante la Policía haber recibido un mensaje del presidente francés poco antes de casarse con su nueva mujer, Carla Bruni, como había publicado la edición digital del semanario "Le Nouvel Observateur", demandado por publicar una información falsa.

"Le Parisien" informó hoy que la ex esposa de Sarkozy, de la que se divorció el pasado otoño, declaró ayer como testigo ante los policías al cargo de la investigación sobre la denuncia del jefe del Estado galo contra "Le Nouvel Observateur", al que acusa de falsedad.

"Nunca recibí ese texto" ni "ningún mensaje de ese tono", aseguró la anterior esposa del presidente, que prestó declaración durante una hora en la Brigada de Represión de la Delincuencia contra las Personas en París, según el citado diario.

La web del semanario había afirmado el pasado 6 de febrero que el presidente, que se había casado cuatro días antes con la cantante italiana Carla Bruni, había enviado a Cécilia un mensaje de texto con su móvil poco antes de la formalización de ese matrimonio en el que le decía "si vuelves, anulo todo".

Los investigadores han interrogado a la anterior esposa de Sarkozy, que hasta ahora no se había pronunciado sobre la realidad del polémico mensaje de móvil, después de haberlo hecho con el periodista autor de esa información, Airy Routier, que mantuvo su versión.

Routier, que se acogió al secreto profesional para no revelar sus fuentes, señaló que esas revelaciones las había recibido con informaciones "verbales fiables", aunque admitió que él no tuvo acceso al controvertido texto.

En una primera reacción, el abogado de Sarkozy Thierry Herzog, según "Le Parisien" dijo no estar sorprendido por la declaración de Cécilia, que "no hace más que confirmar lo que ya sabíamos: ese texto es una pura invención".

Herzog señaló que si Routier reconociera haberse equivocado, el presidente podría renunciar a continuar con su demanda, algo que parece que no está dispuesto a hacer el periodista.

La interpretación del letrado de "Le Nouvel Observateur" Didier Leick fue muy distinta, ya que atribuyó la negación del mensaje por Cécilia a razones "de su esfera íntima" y a "la infinita complejidad de las relaciones entre ex esposos".

Para comprobar si hubo mensaje o no, los policías podrían proceder a una verificación técnica en el teléfono de Cécilia Ciganer Albéniz, ya que parece más difícil que puedan hacerlo con el de Sarkozy, ya que en su calidad de jefe del Estado está protegido de cualquier procedimiento judicial.

El periodista podría ser condenado a tres años de cárcel y a una multa de 75.000 euros.

De acuerdo con "Le Parisien", la ex del presidente francés debía volar hoy a Nueva York, donde se casará a finales de mes con el publicista Richard Attias, con quien mantuvo una relación extra-matrimonial en 2005.