Público
Público

Ex presidentes de Italia critican a Bossi por insultar al himno nacional

EFE

Un gesto vulgar con el dedo corazón hecho por el ministro y líder de la Liga Norte, Umberto Bossi, refiriéndose al himno nacional ha levantado una oleada de críticas, entre ellas de los ex presidentes de la República Oscar Scalfaro y Carlo Ciampi, que consideran que es "un error" atacar los símbolos nacionales.

"Estoy sorprendido. Me parece contraproducente. ¡Que error atacar a los símbolos!", dijo Ciampi en una entrevista que hoy publica "La Republica", mientras que el democristiano Scalfaro, con fina ironía recordó en "Corriere della Sera", que un gesto como ese "ya lo hizo Berlusconi, por lo que puede ser considerado como 'un estilo gubernativo'".

Ciampi, uno de los presidentes de la República que más hizo para despertar en los italianos los valores nacionales, recuperando la fiesta del 2 de junio, día de la República, potenciando el himno, entre otras medidas, señaló que la letra del himno la escribió Goffredo Mamelo en 1847 y que "evidentemente" si hubieran sido escritas ahora habrían sido otras palabra.

Bossi hizo ese gesto en la norteña Padua en un mitin de su partido -que acusa a Roma de ser la culpable de todos los males del país- durante el que dijo que "no debemos ser más esclavos de Roma".

"El himno dice 'Italia esclava de Roma'...bah. Tenemos que luchar contra la gentuza centralista. Hay 15 millones de hombres dispuestos a batirse por su libertad y u obtenemos las reformas o será batalla", señaló un enaltecido Bossi, mientras levantada el dedo de forma vulgar.

El himno de Mameli comienza con "Hermanos de Italia, Italia despierta. El yelmo de Scipio..." y prosigue: "...esclava de Roma Dios la creo".

Ciampi indicó que esas palabras son el reflejo "de la emoción y de los valores de aquella época" y que en "esclava de Roma hay que entender que Italia está al servicio de la grandeza secular de su capital" y que no hay que buscarle otras interpretaciones.

Scalfaro, que siempre mantuvo difíciles relaciones tanto con Bossi, como con Silvio Berlusconi, recordó que no es la primera vez que estos dos líderes de la coalición en el poder hacen un vulgar gesto con el dedo y que el actual primer ministro ya lo hizo en el año 2005.

"Se trata, llamémosle así, de una gesto gubernativo", dijo con ironía Scalfaro, a quien en 1994 Bossi "amenazó" en un mitin con "blanquearle los pelos con un pedo".

Además de los dos ex jefes de Estado también han criticado a Bossi, ministro para las Reformas, sus colegas de coalición, entre ellos el ministro de Defensa, Ignazio La Russa, que le ha exigido excusas y ha dicho que en esa condiciones no está a gusto sentado a su lado.

La oposición también ha tenido duras palabras contra Bossi, quien ya en 2007 fue condenado a un año y cuatro meses de cárcel, después conmutados por 3.000 euros, por vilipendio a la bandera.

En 1997 el vehemente Bossi dijo que él usaba "il Tricolore", como se conoce a la bandera nacional, "para limpiarse el culo".

Aquel año durante un mitin en Venecia también arremetió contra la bandera, al pedir a una señora que la tenía expuesta en el balcón que la "tirase al retrete".

Más noticias de Política y Sociedad