Público
Público

Garzón abre un procedimiento judicial por el secuestro del atunero vasco

El juez está siendo informado en todo momento del operativo que ha llevado a la detención de dos de los piratas

EFE

El juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón ha abierto un procedimiento judicial por un delito de secuestro y otro de posible terrorismo en el marco de acción de piratería, por el secuestro del atunero vasco 'Alakrana' en aguas del océano Indico, informaron fuentes jurídicas.

El titular del Juzgado de Instrucción número 5 de la Audiencia Nacional abre este procedimiento, según informaron fuentes jurídicas, tras haber sido informado de la detención de los dos piratas por la fragata Canarias, que actúa en el marco de la Operación Atalanta de la Unión Europea.

El juez, que ha actuado en sustitución del titular del Juzgado Central de Instrucción número 1 de la Audiencia Nacional, que era el que se encontraba de guardia, está siendo informado en todo momento de los resultados del operativo desplegado para poner fin al secuestro del pesquero vasco, que, con 36 tripulantes a bordo, se mantiene fondeado frente a la costa somalí.

El pasado mes de mayo, el juez de la Audiencia Nacional Fernando Andreu también abrió un procedimiento judicial contra otros siete piratas detenidos por militares españoles en aguas de Somalia tras intentar abordar a un barco de bandera panameña, pero finalmente tuvo que dejarlos en libertad después de que la Fiscalía retirara la acusación contra ellos.

El Fiscal solicitó la entrega a Kenia de los piratas

Pese a que el fiscal en un primer momento se mostró partidario de que continuara adelante la investigación abierta por la Audiencia Nacional bajo el principio de jurisdicción penal internacional, posteriormente solicitó la entrega de los piratas detenidos a Kenia en virtud de un acuerdo firmado entre la Unión Europea y ese país sobre las condiciones y modalidades de entrega de personas sospechosas de haber cometido actos de piratería.

No obstante, en el auto en el que Andreu ordenó la libertad de los detenidos mostró su 'absoluta disconformidad' con la petición de la Fiscalía de entregar a los corsarios a Kenia, al considerar que la jurisdicción española tiene plena competencia sobre estos delitos.

En el caso del secuestro del pesquero Alakrana se trataría además de un delito de piratería cometido contra ciudadanos españoles, que será investigado por el juez Baltasar Garzón, quien en las próximas horas podría solicitar el traslado a Madrid de los dos piratas detenidos para tomarles declaración.

Esta mañana el jefe del mando de Operaciones del Estado Mayor de la Defensa (Emad), el general Jaime Domínguez Buj, ya había informado de que las dos detenciones se habían puesto en conocimiento de la autoridad judicial correspondiente para que se adoptaran las decisiones pertinentes.

Más noticias