Público
Público

Habrá más problemas en el mercado inmobiliario en los próximos meses, según Blesa

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los problemas del mercado inmobiliario español se agudizarán en los próximos meses, dijo el presidente de Caja Madrid, Miguel Blesa, que hoy inauguró una oficina de la caja en Viena.

"En los próximos meses habrá más problemas en el sector inmobiliario, ya que el mercado de la vivienda nueva está paralizado", dijo Blesa en una reunión con periodistas.

"Muchos han creído que la vivienda era un bien de inversión para obtener plusvalías, por lo cual veremos una oleada de ventas de estas terceras viviendas", dijo a la prensa durante la apertura de la oficina de la caja en la capital austríaca.

El crecimiento del crédito que concede Caja Madrid para vivienda fue del 26 por ciento en 2006, bajó al ocho por ciento en 2007 y "con suerte" crecerá el cinco por ciento este año, dijo el presidente de la segunda caja de ahorros española.

Esta situación pasará factura a los resultados de Caja Madrid este año, ya que un crecimiento del beneficio del 40 por ciento como fue el de 2007 "no se va a repetir en 2008", explicó Blesa.

Sin embargo, recordó que la caja de ahorros tiene 700 millones de euros en provisiones genéricas para hacer frente a malos tiempos y que se trata de un dinero "que tendremos que usar en algún momento".

El presidente de Caja Madrid desmintió algunas informaciones aparecidas en la prensa británica y descartó que el sector financiero español tenga problemas en la calidad de los créditos, como los demuestra el hecho de que los beneficios siguen creciendo a pesar de la crisis internacional, sin embargo, sí que hay un problema de falta de liquidez que afecta a la banca y a las cajas españolas.

"Desde hace ocho meses, no ha habido salida al mercado en España en busca de financiación, pero este año saldremos a buscar esta financiación aunque la situación sea complicada y haya que pagar más para seguir financiando el crecimiento de los balances", dijo Blesa.

El presidente de Caja Madrid recordó que su entidad quiere seguir creciendo acudiendo al mercado con emisiones, pero "por descontado la situación no volverá a ser como fue antes" de la crisis de las hipotecas en Estados Unidos.

En cuanto a la oficina de la caja en Viena, Blesa explicó que es un primer paso en un plan de internacionalización que va a ser importante en esta zona de Europa, una vez conseguida una base de seguridad jurídica que permitirá crecer a las empresas españolas.

"El siguiente paso, sería tomar alguna participación en alguna entidad financiera con la idea futura de gestionarla, que es lo que sabemos hacer", especificó Blesa, aunque no dio detalles sobre las operaciones futuras.

Más noticias en Política y Sociedad