Público
Público

Hernando Santiago dice que con Lidón, ETA mató a un arquetipo del juez moderno

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El presidente del Tribunal Supremo (TS) y del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), Francisco José Hernando Santiago, ha asegurado hoy en San Sebastián que cuando ETA mató al magistrado José María Lidón, hoy hace seis años, "en cierta medida asesinó a un arquetipo del juez moderno".

Hernando Santiago hizo una loa de la figura de José María Lidón Corvi, el único miembro de la judicatura vasca asesinado por ETA, durante la inauguración en la capital guipuzcoana de la nueva sede del Centro de Documentación Judicial (Cendoj) que llevará el nombre de esta víctima de la banda terrorista.

En el acto, durante el que se descubrió una placa conmemorativa, participaron la esposa y los dos hijos del fallecido, además de todos los vocales del CGPJ y los magistrados de la Audiencia Nacional Javier Gómez Bermúdez y Fernado Grande Marlaska, entre otros.

Al evento acudieron también el presidente del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco (TSJPV), Fernando Ruiz Piñeiro, la presidenta de la Audiencia de Guipúzcoa, María Victoria Cinto, y los Fiscales Jefe de Vizcaya, María Ángeles Montes; Guipúzcoa, Jaime Goyena; y Álava, Iosu Izagirre, además de la directora de Relaciones con la Administración de Justicia del Gobierno Vasco, Inmaculada de Miguel.

El momento más emotivo del acto tuvo lugar cuando, visiblemente emocionado y sobrepasado por la emotividad, tomó la palabra Jordi Lidón, uno de los hijos del fallecido, para afirmar que ponerle el nombre de su padre "a una ciudad entera no sería suficiente para hacer justicia a un querido profesor, a un entregado jurista ni mucho menos a un maravilloso padre y marido y al mejor abuelo del mundo que hubiera sido" de una niña que "nacerá en breve".

Durante su intervención, Hernando Santiago recordó que José María Lidón "no sólo encarnaba la rica y plural España constitucional, sino también la sensibilidad y capacidad para hacerla efectiva a través de la aplicación cotidiana del Derecho".

El presidente del TS consideró que la inauguración de la nueva sede del Cendoj bajo el nombre de Lidon sirve para "erigir un símbolo" que servirá de "muestra futura" de la "entrega" de este magistrado, del "valor infinito de la vida de un hombre" y del "encanallamiento y la extrema necedad de aquellos que se creen ungidos del derecho a asesinar a un semejante".

Hernando Santiago alabó también la "fortaleza" de los jueces vascos para afrontar el "riesgo personal" que asumen, "resistir la presión del entorno" y desarrollar su vida privada, al mismo tiempo que administran Justicia "recta e imparcialmente" y garantizan "los derechos fundamentales de todos, incluso de los que les agreden".

El director del Cendoj, Juan Mateo Ayala, que también participó en el acto, expresó su deseo de que este evento "sirva de homenaje a todas las víctimas de ETA y sus familias" y afirmó que el asesinato de Lidón fue "una decisión violenta e incomprensible" de personas que "hacen de la muerte y del terror un instrumento para la consecución de sus fines".

Además de con este evento celebrado en San Sebastián, el aniversario del asesinato del magistrado de la Audiencia Provincial de Vizcaya y profesor de la Facultad de Derecho de la Universidad de Deusto fue recordado en Bilbao con una concentración silenciosa de diez minutos convocada por el grupo de Gesto por la Paz en la citada institución académica.

José María Lidón fue tiroteado por un comando de ETA el 7 de noviembre de 2001, cuando salía en coche del garaje de su domicilio de Getxo (Vizcaya) en compañía de su esposa.

Más noticias en Política y Sociedad