Público
Público

Honduras, aún sin acuerdo para la restitución de Zelaya

Reuters

Los negociadores del Gobierno de facto de Honduras y del presidente depuesto Manuel Zelaya no lograron el jueves llegar a un acuerdo para zanjar la crisis política que vive el país, aunque un delegado del mandatario derrocado dijo que el consenso está muy cerca.

Tras una reunión maratoniana de más de 10 horas, los negociadores de Zelaya dijeron que el diálogo había avanzado en un 95 por ciento y que esperarán hasta el mediodía del viernes para anunciar un acuerdo definitivo.

"Tenemos una intuición, casi la convicción de que estamos a punto de lograr el acuerdo definitivo que nos permitirá la salida de esta crisis que nos agobia y atormenta desde hace ya varios meses", dijo en una conferencia de prensa Víctor Meza, jefe de la comisión negociadora de Zelaya.

"Yo diría que el diálogo está en un 95 por ciento avanzado (...) estamos optimistas", agregó, al fijar el viernes como límite para firmar el acuerdo.

El punto medular del acuerdo, el regreso de Zelaya al poder después de haber sido depuesto por militares el 28 de junio, ha dividido al país.

un plan del presidente de Costa Rica, Oscar Arias - que gira en torno a la restitución.

Zelaya sigue refugiado en la embajada de Brasil en Tegucigalpa bajo amenaza de ser arrestado si sale de la sede.

El mandatario fue expulsado del país a punta de rifle bajo el argumento de haber violado la Constitución con sus intentos de convocar a un referéndum para reformar la carta magna a fin de allanar el camino para su reelección presidencial, una consulta que había sido prohibida por la justicia.

Después de infructuosas negociaciones diplomáticas en Costa Rica, Zelaya volvió clandestinamente a su país el 21 de septiembre y se refugió en la embajada brasileña, que está cercada por decenas de militares y policías.

Sin embargo, desde hace una semana y con la mediación de la Organización de Estados Americanos (OEA), las partes se volvieron a sentar en la mesa de diálogo, aunque la restitución de Zelaya antes de las elecciones del 29 de noviembre sigue siendo la manzana de la discordia en las negociaciones.

"No hay absolutamente ninguna propuesta definitiva, hay una serie de propuestas que se están discutiendo (...) no hay ningún rompimiento de las negociaciones", dijo a Reuters la negociadora Vilma Morales, del equipo del Gobierno de facto.

FIRMES EN RECLAMAR LA RESTITUCION

Micheletti ha dicho que Zelaya debe rendir cuentas ante la justicia por violar la Constitución y que es la Corte Suprema quien tiene que decidir si se restituye al líder derrocado en el poder.

Zelaya había advertido que si no se alcanzaba un acuerdo para la medianoche del jueves exploraría otros planteamientos en su búsqueda por recuperar la presidencia.

El presidente depuesto ha pedido a la comunidad internacional, que lo reconoce como único mandatario y que ha tomado medidas de castigo contra Honduras, que se intensifique el aislamiento al país si no logra volver a su cargo.

El gobierno de Micheletti, aislado diplomáticamente y con recortes a la asistencia financiera que recibía, ha sido testarudo ante las reclamaciones internacionales de restaurar a Zelaya y acabar con la peor crisis política en Centroamérica en dos décadas.

Más noticias de Política y Sociedad