Público
Público

Los indignados cierran la cabalgata montando un "belén con desahucio" en Sol

EFE

Los grupos de colectivos de "indignados" que han participado esta tarde en la peculiar cabalgaba "protesta" de Navidad han concluido el desfile montando un Nacimiento en la Puerta del Sol, que ha sufrido un desahucio.

Durante los primeros minutos de la marcha se ha producido una carga policial, en la que han sido detenidas dos personas, acusadas de atentado a la autoridad, y cinco han resultado heridas leves, dos de ellas policías, al negarse un grupo de manifestantes a dejar de cruzar por la calzada cuando el semáforo estaba abierto para el tráfico.

Uno de los detenidos se llama Iván y es miembro del equipo de coordinación de la Plataforma de Afectados por las Hipotecas (PAH), según ha confirmado a Efe un portavoz de este colectivo.

Tras ese incidente, y una vez que la policía ha cortado el tráfico, la marcha, que se ha convertido en un "carnaval navideño" para recordar distintas reivindicaciones, ha discurrido con normalidad por la calle de Alcalá hasta su llegada a la Puerta del Sol, donde se ha mezclado con los ciudadanos que se habían desplazado al centro aprovechando el periodo navideño.

Un camión grúa, cubierto de pancartas con los lemas "La vivienda fuera del mercado" y "Más salario y menos precario", ha abierto el desfile, en el que han participado miembros de colectivos con reivindicaciones diversas.

Asambleas vecinales, colectivos a favor de la educación pública, contra los desahucios y la privatización del Canal de Isabel II son algunos de los ciudadanos que han secundado esta "cabalgata indignada".

La mayoría de los manifestantes iban disfrazados, alguno de ellos como figuras de Belén y ladrillos de un "portal que va a ser desahuciado", y algunos vestidos de fantasmas que marchan al grito de "que pasa, que pasa, que no tenemos la casa".

En la marcha, bajo el lema "Hemos perdido la inocencia", también han desfilado personas vestidas de muñecos blancos, grupos de ovejas y fantasmas.

Dos grupos de percusión y una discoteca móvil, montada en un furgoneta, han amenizado la cabalgata, en la que varios miles de ciudadanos han participado en la fiesta que se inició sobre las 19.30 y que ha concluido dos horas más tarde con una representación de un belén, que, tras la entrega de regalos por parte de los reyes, ha sufrido un desahucio.

El servicio municipal de urgencias ha atendido a cinco personas por contusiones leves, de las cuales dos son policías y tres manifestantes, ha informado a Efe Emergencias Madrid.

Dos de los tres participantes heridos han sido trasladados a un hospital por el Samur-Protección Civil para recibir puntos de sutura, ha precisado la misma fuente.