Público
Público

Instituciones y partidos vascos condenan la quema del autobús de Hernani

EFE

Instituciones y partidos políticos vascos coincidieron hoy en condenar la quema de un autobús de línea de Hernani, el último incidente de un fin de semana de tensión en esta localidad guipuzcoana gobernada por ANV, que ha convocado un pleno para hoy al que no acudirá ningún partido de la oposición.

PSE/EE, PNV, EA, PP y EB-Aralar se han puesto de acuerdo para no acudir al pleno extraordinario y urgente convocado por la alcaldesa, Marian Beitalarrangoitia (ANV), para analizar los incidentes registrados este fin de semana, tanto el sábado, cuando fueron detenidas cuatro personas después de que la Ertzaintza impidiera un homenaje a miembros de ETA, como el domingo, día en el que un grupo de encapuchados incendió un autobús de la línea Hernani-Aiete-San Sebastián.

Los grupos de la oposición, que suman mayoría en el Ayuntamiento de Hernani, decidieron convocar para el miércoles una reunión de la Junta de Portavoces, al coincidir en que celebrar un pleno para discutir cuestiones políticas "no sirve para mejorar la convivencia de los hernaniarras".

Según el PSE/EE de Hernani, ANV tiene previsto defender una moción en la que se responsabiliza a la Ertzaintza de los incidentes acaecidos durante el fin de semana.

El autobús calcinado pertenecía a la empresa Garayar, que cifró en 220.000 euros el coste de reponer el vehículo, que era de última generación y tenía siete años.

El ataque mereció el rechazo de la diputada foral de Movilidad de Guipúzcoa, Arantza Tapia (PNV), quien opinó que los autores del incendio, además de generar indignación y odio "están calcinando la esperanza de sus propios votantes".

La responsable foral sostuvo que este "acto totalmente estéril" atenta directamente "contra los cientos de ciudadanos que diariamente usan este medio de transporte público" para desplazarse.

También la presidenta de las Juntas Generales de Guipúzcoa, Rafaela Romero (PSE/EE), condenó el ataque y pidió a la sociedad que adopte una respuesta "clara y contundente" ante este tipo de sucesos.

El PSE/EE de Hernani apostó por "deslegitimar" a los autores de esos ataques, para lo que resulta imprescindible "la unidad de los demócratas, nacionalistas y no nacionalistas".

"Han vuelto los encapuchados, los cócteles, la amenaza y el acoso a Hernani. Los violentos salen a la calle y actúan sin ningún tipo de complejo, lo que supone un peligro y un riesgo para los ciudadanos", añadió.

La presidenta del PP de Guipúzcoa, María José Usandizaga, condenó los actos de violencia callejera de Hernani y opinó que estos sucesos dejan claro que "para alcanzar la libertad no hay otro camino que derrotar a ETA y a todo su entramado".

Para el coordinador de Ezker Batua en Guipúzcoa, Antton Karrera, la quema del autobús va "en contra de los derechos humanos, el diálogo democrático y de la convivencia plural", además de ser "incompatible con la paz y la normalización política".