Público
Público

"Me pegaron en un rincón, sin cámaras"

Un informe denuncia 40 casos de maltratos a sin papeles

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El médico tardó cuatro días en atender la varicela de José Tomás, un venezolano sin papeles de 29 años detenido el pasado junio, e internado en el Centro de Internamiento para Extranjeros (CIE) de Aluche (Madrid). 'Me sentía muy mal, pero los policías no avisaron al Samur hasta que me salieron muchas manchas en la cara', denunció ayer en la presentación del informe Voces desde y contra los CIE, realizado por Médicos del Mundo Madrid, SOS Racismo y la Red Ferrocarril Clandestino.

Después de tres días enfermo, golpeó la puerta del vigilante y le increpó: '¡Mamahuevos! ¡Estoy enfermo! ¡Quiero un médico, no que me apuntes en otra lista!'. El agente le abrió la puerta, le invitó a pasar a otra dependencia y le golpeó 'en un rincón que no cubrían las cámaras', según denunció ayer.

Médicos del Mundo critica la higiene en los internamientos de inmigrantes

Su testimonio forma parte de las 40 historias de internos y ex internos que han recopilado las tres organizaciones en los últimos meses. El texto denuncia 'torturas, tratos crueles, inhumanos y degradantes' como lesiones, amenazas, abusos de autoridad y maltrato psicológico generalizado.

El Ministerio del Interior niega que se lleven a cabo estas prácticas en sus centros. No obstante, la portavoz del equipo de juristas Grupo Inmigración y Sistema Penal, Margarita Martínez Escamilla, propuso que, para evitar la posibilidad de enfrentamientos, se dote a los CIE de funcionarios ajenos al Cuerpo Nacional de Policía. 'La relación habitual de los agentes con los inmigrantes tiene una función represiva, por lo que es probable que derive en enfrentamientos', opinó. 'Tener un juez de vigilancia como hay en las prisiones daría más transparencia y evitaría problemas'.

Las ONG denuncian que impedir usar el baño durante horas también es humillar

SOS Racismo y la Red Ferrocarril Clandestino alertaron de que gran parte de los testimonios coinciden en señalar las 'agresiones físicas y verbales frecuentes' de las que son víctimas los internos. La Jefatura Superior de Policía de Madrid, el organismo del que depende la gestión del CIE de Aluche, invitó ayer a denunciar las posibles agresiones 'ante los jueces e instancias pertinentes'.

En los CIE, la Policía encierra a los extranjeros en situación irregular detenidos a la espera de su expulsión, durante un máximo de 40 días. La nueva Ley de Extranjería, que el Congreso de los Diputados prevé aprobar en las próximas semanas, amplía el plazo a dos meses. 'Pero España sólo logra expulsar al 16% de los sin papeles a los que detiene', calculó Martínez Escamilla, que recordó que el Gobierno ampliará el plazo, 'a pesar de que todos los grupos del Congreso han presentado enmiendas en contra'. Interior no ha hecho público, desde 2000, el porcentaje de detenidos que logra expulsar.

El informe también critica las condiciones higiénicas de los encierros. Médicos del Mundo Madrid apunta que la presencia de basura, las fumigaciones de dependencias con personas dentro o la imposibilidad de ir al aseo desde medianoche hasta las ocho de la mañana son una 'humillación' a personas que 'sólo' han cometido una falta administrativa.

De su experiencia, José Tomás recuerda que los policías no le dieron gel ni champú para asearse. No tiene familia en España, y la ropa se la tuvieron que prestar otros extranjeros detenidos. 'Soy consciente de que estaba viviendo en España de forma irregular, pero no me pueden tratar como a un animal ni como a un delincuente', agrega.

Más noticias en Política y Sociedad