Público
Público

Montoro anuncia "reformas parciales" en algunos impuestos

Rajoy anuncia que el recorte del gasto en los ministerios será "casi del 15%" en lugar del 12% anunciado

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Una vez celebradas las elecciones en Andalucía y en Asturias, el Gobierno sigue siendo poco claro sobre sus próximas medidas. A tres días de presentar los Preupuestos del Estado para 2012, el ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro, anunció este martes que caben reformas parciales dentro de los grandes impuestos para conseguir 'contribuciones más equilibadas y mejor ponderadas entre los agentes económicos'.

De esta forma tan farragosa se refirió Montoro a una posible reforma del Impuesto de Sociedades o una subida del IVA, tras presentar un libro sobre el presidente de Bankia, Rodrigo Rato.

Fue mucho más claro —aunque sorprenda— Mariano Rajoy desde Seúl. El presidente del Gobierno anunció que los Presupuestos incluirán un recorte del gasto de los ministerios superior al 14%, 'casi del 15%', en lugar del 12% anunciado hace semanas. En rueda de prensa, Rajoy aseguró que el objetivo de los presupuestos será cumplir con la cifra de déficit público comprometida con Bruselas, el 5,3% del PIB, lo que exige un proyecto 'muy austero'.

Montoro señaló que el Gobierno está trabajando y estudiando estos días esas posibles modificaciones parciales en determinados impuestos, pero al mismo tiempo insistió en que 'no habrá una política de elevación de carácter permanente de los grandes impuestos porque perjudicaría al crecimiento económico'. Traducido por él mismo: el Ejecutivo no llevará a cabo ningún movimiento tributario que perjudique a ese crecimiento o a la creación de empleo

Según Montoro, el Gobierno no cree que para superar la crisis haya que subir los grandes impuestos. Recordó que ya se elevó el IRPF, 'pero de manera temporal y con vencimiento el 1 de enero de 2014', remarcó.

El ministro aseguró que no se saldrá de la crisis con mayores impuestos: al estar en recesión no se debe actuar sobre ninguna figura tributaria 'que lo que haga sea profundizar o empeorar el escenario de crecimiento, deprimir más el consumo y destruir más empleo'.

Montoro reconoció que España está atravesando momentos 'muy difíciles' y que hay que tomar medidas de carácter excepcional, 'con esfuerzos y sacrificios que no recaerán sobre las capas más débiles de la sociedad y sí de forma ponderada entre todos los agentes económicos'.

En su opinión, el objetivo es superar esta etapa de recesión, que tiene una clave en la falta de crédito bancario, por lo que 'urge' la reestructuración bancaria, así como la estabilidad de los presupuestos públicos.

Montoro afirmó que se sonríe cuando oye que la Comisión Europea desconfía de España, y se preguntó si hay alguien en Europa que puede dar lecciones a España cuando durante el anterior mandato del PP se hicieron importantes reformas y se llegó a reducir más de 30 puntos de deuda pública sobre el PIB.

El ministro defendió una reforma de la función pública, para que no extienda los 'tentáculos' hasta limitar la actividad privada y abogó por volver a las políticas de las privatizaciones para dinamizar la actividad económica.

Montoro reiteró que el Gobierno está 'absolutamente' decidido a hacer las reformas necesarias y mostró su confianza en que las llevadas a cabo hasta ahora fructifiquen pronto en crecimiento económico.

Más noticias en Política y Sociedad