Público
Público

Moutaz Almallah paga la fianza que el juez le puso en septiembre para salir de la cárcel

EFE

El sirio Moutaz Almallah Dabas, hermano de uno de los absueltos del 11-M, ha abonado hoy la fianza de 10.000 euros que el juez de la Audiencia Nacional Eloy Velasco le puso en septiembre para salir de prisión, informaron fuentes jurídicas.

Este acusado, procesado por integración en organización terrorista -aunque ya no se le acusa de participar en los atentados de Madrid-, se encontraba en prisión a la espera de juicio desde que fuera extraditado desde Londres en marzo de 2007 (un mes después de que empezara el juicio del 11-M).

El juez Velasco, quien tramita las piezas desgajadas del sumario del 11-M, decidió dejarle en libertad a instancias del fiscal, que consideró que este imputado se encontraba en la misma situación que su hermano Mouhannad, absuelto por el Tribunal Supremo del delito de integración en organización terrorista por el que fue condenado a 12 años de cárcel por la Audiencia Nacional tras el juicio del 11-M.

Para absolverle, el Supremo argumentó que, aunque había quedado acreditada su "inclinación" hacia determinadas ideas violentas propias del islamismo radical, así como sus contactos, más o menos intensos, con otras personas que pudieran participar de las mismas, no se ha podido demostrar su integración en un grupo terrorista.

Esta decisión provocó que la Fiscalía pidiera la libertad de Moutaz en agosto -un mes después de la sentencia del Supremo-, ya que las pruebas que esgrime sobre su integración en la célula que perpetró el 11-M son similares a las que empleó en el proceso contra su hermano.

En concreto, el fiscal acusa a Moutaz Almallah de ser el arrendatario del local de la calle de Virgen del Coro, en Madrid, en el que supuestamente se celebraban reuniones de adoctrinamiento y captación a jóvenes islamistas para enviarles como muyahidines a zonas en conflicto.

Además hoy y en relación con esta causa, el juez Velasco ha dado la razón a la Fiscalía de la Audiencia Nacional y ha comunicado a las acusaciones particulares que no pueden personarse al no haber sido finalmente procesado Almallah por su participación en el 11-M sino únicamente por un delito de integración en organización terrorista.

El fiscal Miguel Ángel Carballo indicó al juez de la Audiencia Nacional Eloy Velasco que no procede la personación como acusación de asociaciones de víctimas o de familiares en un procedimiento por un delito genérico en el que no constan víctimas.

Más noticias de Política y Sociedad