Público
Público

Mujeres inmigrantes obtienen trabajos por debajo de su cualificación España

EFE

Prácticamente todas las mujeres inmigrantes en España acreditan estudios básicos de educación y el 17 por ciento posee un título universitario obtenido en su país de origen, pese a lo cual la mayoría trabaja por debajo de su cualificación profesional.

Son algunos de los datos expuestos en el Congreso sobre Migraciones y Desarrollo, organizado por la Comunidad de Madrid y la Universidad Francisco de Vitoria, que en su tercera edición se dedica a la mujer inmigrante, sus retos y oportunidades en España, y que reúne en Madrid a una treintena de expertos e investigadores.

Entre ellos, el director de la cátedra de inmigración de la Universidad Francisco de Vitoria, Miguel Osorio, ha asegurado a Efe que el perfil de la mujer inmigrante en España es el de un mujer latinoamericana, de entre 20 y 30 años, católica y trabajadora del servicio doméstico pese a tener una cualificación profesional superior.

La tasa de ocupación de las inmigrantes en España se sitúa en el 70 por ciento, nueve puntos por encima del porcentaje de españolas que está trabajando, que alcanza el 61 por ciento.

Según Osorio, en los últimos cinco años la tasa de ocupación entre las españolas ha crecido 11 puntos porcentuales, del 50 al 61 por ciento, "gracias a que la mujer inmigrante se ha empleado en el servicio doméstico y ha posibilitado que las españolas accedan al mercado laboral".

Además, tanto las tasas de natalidad como de nupcialidad de las inmigrantes duplican a las de las españolas.

En el caso de la tasa de natalidad de la población española se sitúa en el 9,7 por ciento frente al 18,5 por ciento de la inmigrante, mientras que la tasa de nupcialidad de los españoles está en el 5,6 por ciento y la de los inmigrantes en el 9,1 por ciento.

Otro de los datos aportados en el congreso corresponde al último informe del Tribunal Superior de Justicia de Madrid, que revela que más del 60 por ciento de las mujeres víctimas de violencia doméstica y el 60,5 por ciento de los agresores son inmigrantes.

El consejero de Inmigración de la Comunidad de Madrid, Javier Fernández-Lasquetty, encargado de inaugurar el congreso, ha destacado que "una de cada cuatro mujeres inmigrantes que trabaja en España lo hace en Madrid" y que de los 100.200 nuevos empleos creados hasta la fecha en la región, 71.500 fue ocupado por mujeres inmigrantes.