Público
Público

La OTAN ultima el ingreso de tres países balcánicos y duda sobre Ucrania y Georgia

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La OTAN se ampliará el próximo mes hacia Croacia, Albania y Macedonia (aunque en este caso deberán resolverse antes sus problemas de nomenclatura como pide Grecia), mientras que cunde el escepticismo sobre la candidatura de Ucrania y Georgia, lo que a buen seguro servirá para evitar problemas con Rusia.

"La integración euro-atlántica de los Balcanes es crucial para evitar los horrores de los 90, como lo fue en su día la de Europa Occidental", aseguró el secretario general de la OTAN, Jaap de Hoop Scheffer, tras el Consejo de ministros de Exteriores de los 26 países de la Alianza, reunidos para allanar el terreno a los líderes en Bucarest.

Los ministros se pronunciaron con unanimidad sobre la entrada de los tres países balcánicos (salvo el punto sobre Macedonia), aunque dejaron la decisión formal para la cumbre aliada, que se celebrará del 2 al 4 de abril.

La ampliación a los antiguos países de influencia soviética avanza, si bien por el momento Ucrania y Georgia no darán un nuevo paso hacia la integración con la denominación de "países candidatos" (ahora mantienen un "diálogo reforzado").

Esta posibilidad de tener a la OTAN en sus fronteras con Ucrania llegó a provocar la amenaza rusa de apuntar con sus misiles a Europa.

No obstante, nadie ha querido reconocer públicamente que sea este el motivo por el que no se cumple con las expectativas de esos países, y tampoco se ha cerrado del todo la puerta a la posibilidad de que lleguen al llamado Plan de Acceso (MAP), último paso antes de la adhesión.

"No se ha tomado ninguna decisión. La puerta de la OTAN sigue abierta y quién la atraviesa lo deciden tan sólo los países aliados, y no otra nación", dijo De Hoop Scheffer.

Pero el secretario de Estado de Exteriores español, Bernardino León, fue más claro al hablar de "división al cincuenta por ciento" sobre esta cuestión, con España entre los países que no ven preparados a Ucrania y Georgia.

También el ministro alemán, Frank-Walter Steinmeier, mostró su escepticismo sobre esta cuestión.

En cuanto a los tres países que ya son candidatos, hay práctica unanimidad en la entrada de Albania, Croacia y Macedonia, según han coincidido en señalar Steinmeier, León o el luxemburgués Jean Asselborn.

El único tema pendiente es el del veto griego a la adhesión de Macedonia a la OTAN, "si no se llega antes a un acuerdo para modificar su nombre", según ha declarado la ministra de Asuntos Exteriores griega, Dora Bakoyannis.

Grecia se opone a la designación del país vecino como "Macedonia" por entender que ésta podría reflejar pretensiones territoriales hacia una región griega del mismo nombre.

Tanto De Hoop Scheffer como la secretaria de Estado de EEUU, Condoleezza Rice, se han mostrado "optimistas" sobre la superación de este escollo antes de la invitación formal que los jefes de Estado y de Gobierno tienen previsto realizar a los tres candidatos en Bucarest, del 2 al 4 de abril.

Además de la ampliación, los jefes de la diplomacia europea -en el caso de España, ha estado representada por el secretario de Estado- repasaron las principales operaciones de la Alianza.

Sobre Afganistán, los ministros de Exteriores prepararon hoy una nueva estrategia que aprobará en abril la cumbre aliada de Bucarest, y que insiste en mantener el compromiso con ese país y en el traspaso gradual de responsabilidades a las autoridades afganas.

Además, los países de la OTAN recalcaron que harán todo lo posible para incrementar el número de tropas en Afganistán, donde la fuerza ISAF que la Alianza dirige por cuenta de la ONU dispone ya de unos 43.000 soldados.

En cuanto a Kosovo, el secretario general de la OTAN definió la situación como "delicada", aunque se mostró "optimista", dado que no ha habido violencia interétnica, éxodos masivos de refugiados ni ataques organizados a edificios o a sitios históricos".

"Esto es satisfactorio y la KFOR continuará con su papel protegiendo a las mayorías y a las minorías según el mandato de la ONU", ha añadido.