Público
Público

Pérez-Reverte reconoce que todas sus novelas "tienen algo que ver con el sur"

EFE

El escritor Arturo Pérez-Reverte ha regresado a la literatura con 'El Asedio' (Alfaguara), una novela que tiene a la ciudad de Cádiz como protagonista, un lugar, el sur, que ha reconocido que "está presente de alguna forma" en todas sus novelas.

Pérez-Reverte, que ha estado hoy en Sevilla para hablar sobre su nueva obra, ha asegurado que él es del sur y que este es su "analgésico", ya que lo considera "muy importante" puesto que le "reconcilia mucho con la historia y con la vida".

"El sur se vive en la calle" ha señalado, y ha destacado valores como "la lealtad, el consuelo o la generosidad", algo que ha indicado que le da "esperanza".

'El asedio' narra la situación de Cádiz en 1811, donde España lucha por su independencia mientras que América hace lo mismo por la suya, todo ello en un complejo tablero de ajedrez donde la mano de un jugador oculto mueve piezas que deciden y entrelazan el destino de protagonistas tan diversos como un policía corrupto, la heredera de una importante casa comercial gaditana o un capitán corsario con pocos escrúpulos.

Esta novela "es la más complicada de todas las que he escrito, la más compleja, la novela de novelas" ha explicado el autor de 'La tabla de Flandes', 'La piel del tambor' o 'La reina del Sur', y ha dicho que se trata de un "artefacto artesanal realmente agotador".

Ha indicado que "Cádiz merecía una novela", pero no para contar lo ya contado, "algo absurdo", sino para mostrar a una ciudad "que no parecía española", un "reflejo del corazón humano, capaz de lo mejor y de lo peor, de lo que pudo ser y no fue".

"Es la nostalgia de una ciudad que muere, que pudo llenar a España de modernidad y no lo hizo", ha señalado Pérez-Reverte.

Además, el escritor ha asegurado que no escribe novelas "para que la gente diga qué bien escribe Reverte, sino para que se venga donde quiero, me acompañe donde voy" y ha reconocido que uno de sus objetivos era que no viera la ciudad "con la misma inocencia de antes" tras una guerra "en la que ganamos en lo militar y perdimos en lo ideológico".

Ha buscado el "lado insólito al héroe", como ha especificado, en el ejemplar más voluminoso de todos los que ha escrito, un factor que no se planteó cuando comenzó a escribirlo, aunque señala que "sabía que iba a ser el más complejo".

Finalmente, ha expresado su "profunda tristeza" por lo "poco" que se cuenta hoy días a los jóvenes sobre la historia y por cómo se trata en los colegios y ha lamentado la forma en la España se está "despojando de la memoria de verdad, privando a las nuevas generaciones de conocerla".

Más noticias