Público
Público

El PP y el PSOE rechazan recortes en la Casa del Rey que exigen los grupos minoritarios

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El PP y el PSOE han rechazado hoy en el pleno del Congreso las enmiendas a los Presupuestos Generales con las que Izquierda Plural, UPyD, ERC y BNG defendían mayores recortes en la asignación que recibe anualmente la Casa del Rey para adecuar las remuneraciones de la Familia Real al actual escenario de crisis.

La enmienda de IU en Izquierda Plural reclamaba un recorte del 25 por ciento en esta partida para repartir los costes de la crisis "de forma equitativa" y, ante el pleno de la Cámara Baja, su diputado Alberto Garzón ha definido a la Casa del Rey como una institución "anacrónica, que peca de una enorme opacidad".

Un año más, ERC ha vuelto a presentar una enmienda para que esta asignación reduzca su cuantía al mismo nivel que el salario del presidente del Gobierno, que en 2013 será de 78.185 euros, con el argumento de que los 7,93 millones previstos son "de hecho" el "sueldo de la Familia Real", porque el tipo de gastos que cubren son los que atiende con su salario "cualquier ciudadano de la calle".

Ha insistido hoy en este razonamiento el diputado de ERC Alfred Bosch, quien ha subrayado que su partido se siente "molesto" por la "falta de transparencia" de unos ingresos que "multiplican por cien lo que cobra el presidente del Gobierno" y triplican en un día "el Salario Mínimo de un año entero de cualquier otro mortal".

"Ese rey no es nuestro, pero, aunque no seamos españoles, 'estamos' españoles a la hora de pagar", ha recalcado Bosch, que ha considerado "un escándalo" el importe de esa asignación, antes de exigir "transparencia, un poco de austeridad y decencia" en tiempos de crisis.

El diputado de ERC ha ironizado asimismo sobre si es que la Casa del Rey "se tambalea" para que sea necesario "apoyarla" con partidas presupuestarias de ministerios como Presidencia, Defensa y Asuntos Exteriores, tras lo que ha preguntado, con sorna: "Y, si está tan bien apoyada, para qué necesita ocho millones de euros".

La enmienda del BNG defendía un recorte del 20 por ciento en esa asignación anual y la de UPyD una rebaja del 4 por ciento, equivalente a unos 450.000 euros, para que se equiparara "a la reducción que se ha producido en el resto de secciones" presupuestarias, según ha explicado su portavoz, Rosa Díez, al proclamar: "Quien es el primero, que lo sea para todo".

En nombre del PP, Juan Manuel Albendea ha reprochado a los grupos promotores de estas iniciativas que no se hayan molestado en comprobar que la Casa del Rey es la institución históricamente más austera, con una dotación que solo ha crecido un 18,4 por ciento en los últimos años, frente al 33,5 por ciento de aumento del conjunto de los presupuestos y el 30 por ciento de subida del IPC.

Antes de resaltar que la española es además la más austera de todas las Casas Reales europeas, Albendea ha afirmado que la enmienda de ERC "huele a rancia, por lo antigua y lo tozuda", y ha advertido a Bosch de que, "con esa artillería, nunca logrará instaurar la República" y le ha espetado: "Si no es español, ¿qué pinta en este Parlamento?".

La asignación que recibe anualmente la Casa del Rey disminuirá durante 2013 un 4 por ciento, al pasar de los 8,26 millones de euros del presente ejercicio a 7,93 millones, con lo que el recorte de esta partida a lo largo de los tres últimos años es del 10,9 por ciento.

La Constitución establece que el jefe del Estado dispone anualmente de "una cantidad global para sostenimiento de su familia y de su Casa, y distribuye libremente la misma", motivo por el que en el proyecto de Presupuestos Generales del Estado presentado el pasado 29 de septiembre únicamente figura la cantidad global que recibirá la Casa del Rey.

A petición de la propia Casa, la asignación presupuestaria de esta institución se mantuvo congelada en 2010 y disminuyó en 2011 un 5,28 por ciento, desde 8,90 millones de euros hasta 8,43 millones, recorte al que se sumó la rebaja del 2,01 por ciento aplicada en 2012, con lo que la partida quedó en 8,26 millones.

Además, la Casa del Rey anunció el pasado julio que don Juan Carlos había decidido rebajar en un 7,1 su sueldo bruto anual y el del príncipe de Asturias, en línea con los recortes aplicados a los miembros del Gobierno, lo que suponía una rebaja de 21.000 euros en el sueldo antes de impuestos del monarca, hasta los 272.000 euros, y de unos 10.400 euros en el caso de don Felipe, hasta los 136.000 euros.

Más noticias en Política y Sociedad