Público
Público

Quique pide perdón a la afición por la "grosería" de primera parte

EFE

Quique Sánchez Flores, entrenador del Atlético de Madrid, pidió perdón a los aficionados del conjunto madrileño por la "grosería" de primera parte que su equipo hizo contra el Hércules, ante el que perdió por cuatro a uno.

El Atlético ya perdía al descanso por cuatro goles a cero frente al Hércules y, sin desmerecer el trabajo del conjunto alicantino, Quique consideró que su equipo "regaló" los dos primeros goles.

Quique, quien salió a rueda de prensa con menos premura de lo que es habitual, calificó de "inexplicable" que su equipo recibiera cuatro goles en 45 minutos cuando "en 540 sólo había recibido dos". "Pensaba que cada vez que tiraran a puerta iban a meter gol", dijo sobre la efectividad del Hércules.

El preparador madrileño, no obstante, se mostró seguro de que su equipo estará preparado para afrontar el choque del jueves ante el Real Madrid, en Copa del Rey.

"Tenemos la obligación de dentro de dos días volver a organizar el equipo y volver a ser el que fuimos. Este es el mismo equipo que ganó dos títulos, no sería una sorpresa que volviera a la senda del éxito", apuntó.

Por su parte, Esteban Vigo, entrenador del Hércules, se mostró muy satisfecho con la victoria de su equipo contra el Atlético de Madrid y deseó que sus jugadores sean capaces de hacer este mismo de partidos lejos del estadio Rico Pérez, donde baja su nivel.

Esteban no quiso valorar la ventaja de nueve puntos que el Hércules tiene ahora sobre la zona de descenso porque "lo que me interesa es llegar yo a los 41" y, a partir de ahí, ya podrá mirar hacia atrás. "Lo que está claro es que se lo estamos poniendo más difícil a los rivales".

El preparador herculano, en cualquier caso, afirmó estar "enfadadísimo" con el tanto que concedió su equipo al Atlético de Madrid en los últimos minutos. "Si hay que pegar un pelotazo, se pega", sentenció.

Más noticias de Política y Sociedad