Público
Público

Reunión en París para plantear la revisión de la acción internacional en Afganistán

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los Estados vecinos de Afganistán y las grandes potencias mundiales están reunidas hoy en París, a nivel ministerial, para analizar los problemas de la acción internacional en ese país -prioridad diplomática del presidente electo de Estados Unidos, Barack Obama- y plantear una revisión.

El escenario de esta conferencia organizada por Francia durante su semestre de presidencia de la UE -que se desarrolla a puerta cerrada- tiene dos fases, una primera en un palacete de Saint Cloud, en las afueras de París restringida a una docena de invitados, entre los que están los países vecinos de Afganistán y grandes potencias.

En el primer grupo figuran ministros de Afganistán, Pakistán, Turkmenistán, Uzbekistán y Tayikistán, y en el segundo de Estados Unidos, Rusia, China, Reino Unido, Francia, Italia y Alemania, a los que se añaden el enviado especial del secretario general de la ONU, Kai Eide.

También están en Saint Cloud el Alto Representante de la UE para la Política Exterior y de Seguridad Común, Javier Solana, y la comisaria europea de Relaciones Exteriores, Benita Ferrero Waldner.

El gran ausente es Irán, pese a que hasta el viernes su ministro de Exteriores, Manucher Motaki, era uno de los de esa primera lista.

Su ausencia está relacionada con un nueva situación de tensión con Francia después de que su presidente, Nicolás Sarkozy, hubiera dicho que se negaba a reunirse con su homólogo iraní, Mahmud Ahmadineyad, por las palabras de éste sobre la conveniencia de borrar del mapa a Israel.

Ante los resquemores que había suscitado este marco restringido en Saint Cloud, los anfitriones franceses han añadido una cena en la que están también convocados representantes de España, Canadá, Japón, Australia, Kazajistán, Kirguizistán, Arabia Saudí, Emiratos Árabes Unidos, Turquía, igual que el secretario general de la OTAN, Jaap de Hoop Scheffer, y el Agha Kahn.

Al término de esa cena en la que por parte española asiste el ministro de Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, está programada una conferencia de prensa ofrecida por los responsables de la diplomacia francesa, Bernard Kouchner, y afgana, Abdullah Abdullah, y Eide.

Fuentes diplomáticas indicaron que en principio no se tratará de una eventual modificación del dispositivo militar internacional en Afganistán (donde hay unos 70.000 soldados extranjeros), y que tampoco es una reunión de donantes.

Se trata, precisaron, de examinar la situación del país desde una perspectiva internacional con vistas a una "revisión" de la estrategia para conseguir una mayor "afganización", es decir, una implicación más importante de los propios afganos y no privilegiar la táctica militar.

Francia había asegurado que no estaba previsto que se abordara la posibilidad de establecer un diálogo con los talibán, aunque algunos de los presentes, en particular Irán, podrían poner este tema encima de la mesa.

A nadie se le escapa que la nueva estrategia de Obama para Afganistán necesitaba la redefinición de una "estrategia de conjunto". Sobre todo porque mientras Estados Unidos ha venido primando la dimensión militar, París y otros países implicados quieren dar mayor espacio a la ONU.

Más noticias en Política y Sociedad