Público
Público

Sarkozy tendrá en cuenta los resultados de las elecciones locales

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El presidente francés, Nicolas Sarkozy, dijo hoy que "naturalmente" tendrá en cuenta el resultado de las elecciones municipales y cantonales, que finalizan el próximo domingo, si bien recalcó su carácter "local".

En una visita hoy a Tolón (sureste del país), Sarkozy rompió su silencio sobre las elecciones, en cuya primera vuelta el pasado domingo su partido conservador, la UMP, sufrió un revés, mientras que la oposición de izquierdas se apuntó un claro avance.

"El presidente de la República no tiene que implicarse en las elecciones municipales", afirmó el jefe de Estado, al recalcar que se trata de "democracia local".

Sin embargo, dijo que una vez conocidos los resultados "definitivos" tras la segunda y última vuelta del próximo domingo, le tocará a todo responsable político, y él mismo "en primer lugar", "sacar las lecciones" de los comicios.

"El pueblo habrá hablado. Naturalmente tendré en cuenta lo que haya expresado", afirmó Sarkozy, que hace menos de una semana había adelantado que no se dejaría distraer por "peripecias" en su labor de "modernización" de Francia y mantendría el rumbo de las reformas.

La oposición socialista ha llamado al electorado a transformar la "advertencia" de la primera vuelta en un "castigo" a Sarkozy -cuya popularidad ha caído de forma estrepitosa desde comienzos de año-, y a la política de su Gobierno conservador.

El jefe de Estado replicó hoy que la elección o reelección en la primera vuelta de 14 de los 22 miembros del Gobierno que concurrían en los comicios locales es "un aliento" para todo el Ejecutivo implicado en "reformas difíciles".

Con respecto a la participación el pasado domingo, que definió como "la más baja registrada en municipales", el presidente dijo que su "deber" es llamar a todos sus compatriotas, sean cuales sean sus opiniones, a que se movilicen para que en cada municipio los elegidos tengan "la legitimidad que necesitarán" para actuar.

Hasta el momento el Ministerio de Interior no ha divulgado las cifras definitivas de la abstención del pasado domingo.

Mientras, se aceleraban hoy las maniobras entre listas de diversos colores políticos en numerosas ciudades de cara a la segunda ronda de los comicios, ya que las listas deben estar depositadas para las 18.00 locales (17.00 GMT).

El Movimiento Demócrata (MoDem) del centrista François Bayrou, que no alcanzó un 4% de los votos a nivel nacional, y sus electores son cortejados por la izquierda y la derecha, al perfilarse como árbitros en muchos casos.

El partido centrista, cuyo líder rechazó anoche la mano tendida por dirigentes de la UMP y el propio primer ministro, François Fillon, para acuerdos mutuos de apoyo, se ha aliado en algunos sitios con la izquierda, como en Marsella, segunda ciudad del país, y con la UMP en otros.

La alianza pactada por el aspirante del Partido Socialista (PS) a la alcaldía de Marsella con el MoDem refuerza las posibilidades del PS de arrebatar a la UMP ese bastión simbólico el próximo domingo.