Público
Público

Sleiman hará la primera visita de un presidente libanés a España en 50 años

EFE

El presidente del Líbano, Michel Sleiman, comienza este lunes en Madrid una visita oficial de dos días, la primera que un jefe de Estado del país de los cedros hace a España en medio siglo.

Sleiman, quien llegó a la Presidencia en mayo de 2008, se reunirá con el rey Juan Carlos I y con el jefe del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, para analizar la situación en Oriente Medio y la contribución del Líbano para encontrar una solución pacífica al conflicto.

Se trata de una visita histórica puesto que la única ocasión en la que un presidente del Líbano visitó España fue en 1957, cuando lo hizo Camille Chamoun.

El general Sleiman llega a Madrid dos días después de que Rodríguez Zapatero visitara en el Líbano a las tropas españolas desplegadas bajo el mandato de la ONU.

Acompañado por los ministros de Asuntos Exteriores, Fauzi Saluj; de Defensa, Elías Murr, y de Turismo, Elie Maruni, Sleiman llegará a España hoy y se hospedará en el Palacio de El Pardo, donde tendrá un encuentro con los embajadores árabes.

El lunes, será recibido por los Reyes de España en El Pardo, visitará el Senado (cámara alta del Parlamento español), almorzará con Juan Carlos I y Sofía en el Palacio de La Zarzuela.

También acudirá al Ayuntamiento de Madrid antes de asistir a la cena de gala que los Reyes ofrecerán en su honor en el Palacio Real.

Sleiman se reunirá el martes con el presidente del Gobierno español para tratar diferentes cuestiones como la cooperación entre los dos países, la situación en Oriente Medio y la Unión por el Mediterráneo.

España trasladará al mandatario libanés su compromiso con la estabilidad del país, así como sus prioridades para la Presidencia española de la Unión Europea en el primer semestre de 2010, según fuentes del Ministerio español de Asuntos Exteriores.

También el martes, Sleiman participará en una ofrenda en la Plaza de la Lealtad en memoria de los caídos, asistirá a un acto en la Casa Árabe, visitará la sede de la Organización Mundial del Turismo (OMT) y ofrecerá una cena a los Reyes en El Pardo.

El miércoles, se desplazará a Barcelona, donde se entrevistará con el presidente del Gobierno regional de Cataluña, José Montilla, almorzará con el alcalde de la ciudad, Jordi Hereu, y visitará el Palacio de Pedralbes, donde se ubicará la Unión por el Mediterráneo.

El general del Ejército libanés Michel Suleiman se convirtió el 25 de mayo de 2008 en el duodécimo presidente de esta pequeña república de Oriente Medio, que se independizó de Francia en 1944.

Sleiman sucedió en el cargo a Emil Lahud después de varios meses de negociaciones para encontrar una figura que contara con el respaldo de las distintas comunidades musulmanas y cristianas del país.

Como sus predecesores, Sleiman es cristiano maronita, como establece la cuota de reparto de poder recogida en la Constitución libanesa, por la que el puesto de primer ministro recae en un musulmán suní y la presidencia del Parlamento, en un chií.

El presidente del Líbano encargó formar gobierno al primer ministro designado, Saad Hariri, que está en conversaciones con miras a formar un nuevo Gobierno.

Hariri se convirtió en 2005 en el líder de Corriente de Futuro, el partido libanés más votado en las pasadas elecciones, tras el asesinato de su padre y antiguo primer ministro, Rafik Hariri, que murió en un atentado con coche bomba el 14 de febrero de ese año.

El Líbano acumula una historia salpicada de episodios convulsos, como la guerra civil (1975-1990) entre cristianos y musulmanes, que provocó 150.000 muertos, o el último conflicto con Israel en julio de 2006, en el que murieron un millar de libaneses.

Más noticias de Política y Sociedad