Público
Público

'The Lancet' apela a la respuesta individual

"Aislarse en casa pararía la expansión de la gripe"

A. I.

La revista médica más prestigiosa del mundo, The Lancet, apeló ayer a la responsabilidad individual para intentar evitar la pandemia que temen las autoridades sanitarias. En un editorial publicado de forma extraordinaria ante la reciente situación sanitaria, los autores recuerdan que "cada persona tiene un papel que jugar en limitar el riesgo de una pandemia". Así, consideran que cada persona debe estar preparada para aislarse en casa si finalmente se desata la pandemia, lo que "pararía probablemente la expansión de la gripe porcina".

Aunque el texto deja claro que aún falta información para poder prever con seguridad la evolución de la epidemia, la revista lanza algunos mensajes alarmantes. Así, se remite a un estudio que publicó en 2006, en el que se hacía una predicción sobre el número de víctimas que tendría la siguiente pandemia global de gripe. Los autores, que habían analizado datos de la gripe española de 1918, predecían que un fenómeno así mataría a 62 millones de personas. Para The Lancet, uno de los aspectos más preocupantes es la limitada capacidad de los países de renta baja y media para detectar y mitigar los efectos del nuevo virus en sus poblaciones.

En el estudio anteriormente citado, se localizaba en estas áreas desfavorecidas el 96% de las hipotéticas muertes.

Los responsables de la publicación prevén que habrá más fallecimientos por este brote de peste porcina en humanos y consideran, sin ninguna duda, que se incrementará el número de infectados y que la infección se expandirá en un futuro cercano.

El tono alarmista de The Lancet parece proceder de la decisión de la OMS de aumentar el nivel de alerta del nivel tres al cuatro: "El mundo se ha movido hasta estar más cerca de una pandemia, aunque todavía no es inevitable". Para la publicación, la transparencia y comunicación entre instituciones será determinante mientras evolucione el brote.