Público
Público

Toyota acumula pérdidas y Volvo anuncia resultados negativos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Toyota, el mayor fabricante de automóviles del mundo, anunció un aumento en sus pérdidas debido a la caída en las ventas globales, mientras que el productor de camiones Volvo informó de un resultado trimestral negativo e Italia anunció ayudas para el atribulado sector del motor.

Además, Daimler informó de una caída en la venta de coches Mercedes-Benz, un resultado compensado por la ligera subida de la marca Smart.

El súbito colapso en la demanda de los consumidores el año pasado y las turbulencias en los mercados de crédito han tumbado a las automotrices, forzándolas a recortar su producción y eliminar miles de empleos, en medio de una recesión global que también ha dañado en los sectores relacionados con los automóviles.

Los gobiernos han intentado adoptar medidas para enfrentarse a la crisis, como paquetes de ayuda. Italia aprobó el viernes un decreto que incluye un incentivo de más de 1.500 euros por cada cambio de coche que tenga más de diez años de antigüedad por uno nuevo.

En tanto, el sector de proveedores de componentes de automóviles de Estados Unidos, que emplea directamente a más gente que las automovilísticas, dijo que está negociando con el Tesoro para asegurar créditos de emergencia que eviten una ola de bancarrotas.

Toyota Motor advirtió el viernes de que sus pérdidas operativas del año fiscal que terminará en marzo serán de 450.000 millones de yenes (unos 3.813 millones de euros), tres veces las pérdidas que había pronosticado hace sólo seis semanas.

La alemana BMW, en tanto, ofreció un extraño halo de optimismo, ya que dijo que obtuvo ganancias en 2008 y sus ventas del cuarto trimestre superaron las expectativas. Pero los ingresos de su división de automóviles cayeron un 9,4 por ciento en el año.

Su rival germana Volkswagen dijo que sus ventas de vehículos de enero se hundieron en una quinta parte, según una fuente cercana a la firma.

Las ventas de Mercedes cayeron un 31,2 por ciento en enero, mientras que las de Smart aumentaron un 3,1 por ciento.

Las de Toyota cayeron un 34 por ciento el mes pasado en Estados Unidos, su mayor mercado, y un 23 por ciento en Japón, dado que las grandes economías entraron en recesión.

"Esto es absolutamente terrible. La situación de las ganancias obviamente se ha deteriorado desde octubre, cuando se hundió el precio de la acción de la compañía (Toyota)", comentó Yoshinori Nagano, jefe de estrategia de Daiwa Asset Management en Tokio.

Toyota anotó pérdidas operativas de 360.500 millones de yenes en el período octubre-diciembre. La firma japonesa ya ha despedido a la mayoría de sus trabajadores temporales y podría recortar empleos a tiempo completo en Reino Unido y Norteamérica, dijo una fuente de la empresa.

La agencia Moody's Investors recortó su calificación crediticia de Toyota por primera vez en una década, con lo que predijo más problemas para el sector.

En Europa, Volvo, el segundo mayor fabricante de camiones del mundo, anunció unas pérdidas operativas inesperadas en el cuarto trimestre, en medio de una retracción de la demanda, y advirtió que los mercados clave probablemente caerán más este año.

Más noticias en Política y Sociedad