Público
Público

La UE pacta una "quinta libertad" para la circulación de investigadores, profesores y estudianes

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los jefes de Estado y de Gobierno de la Unión Europea (UE) consagraron hoy como "quinta libertad" del mercado interno la circulación de investigadores, profesores y estudiantes, con el fin de fomentar la actividad innovadora europea.

Las conclusiones que se adoptarán en la cumbre europea elevan así a la categoría de las tradicionales libertades de circulación de personas, bienes, servicios y capitales, la movilidad entre Estados miembros de los de los investigadores científicos y tecnológicos.

Además, los líderes se comprometieron a facilitar el acceso de éstos al mercado laboral; a crear una "nueva generación de centros de investigación de categoría mundial"; o adoptar este año una "Carta de la Propiedad Intelectual" que facilite la transferencia de conocimiento desde los organismos públicos al sector privado.

La referencia a la "quinta libertad" se incluye en el capítulo del proyecto pactado de conclusiones referente al programa de reformas económicas conocido como Estrategia de Lisboa, que inicia en esta cumbre un nuevo ciclo para el periodo 2008-2010.

La estrategia seguirá aplicándose mediante los Planes Nacionales de Reforma que elabore por cada Estado miembro, que elevarán informes de ejecución anuales a la Comisión Europea.

En sus conclusiones, los líderes insisten en citar la investigación e innovación como las prioridades de la nueva fase de Lisboa.

Cada Estado, señalan, deberá especificar en su Plan Nacional de Reforma cómo conseguirá el objetivo de elevar la inversión en Investigación y Desarrollo hasta el 3 por ciento del Producto Interior Bruto.

Asimismo, reiteran su compromiso con una "rápida" ejecución del sistema de navegación por satélite Galileo, el Instituto Europeo de Innovación y Tecnología o el Consejo Europeo de Investigación

Afirman que los Estados miembros "deberían proponerse el objetivo de que todas las escuelas dispongan de Internet de alta velocidad para 2010 y establecer objetivos nacionales ambiciosos por lo que respecta al acceso doméstico".

Por otra parte, consideran que el Fondo Europeo de Inversiones debería respaldar "la financiación de las PYME innovadoras".

En este área, los mandatarios mantienen el objetivo de reducir en un 25 por ciento, de aquí a 2012, la burocracia derivada de la legislación de la UE que afrontan las pequeñas y medianas empresas, y diseñar un marco legislativo favorable a su desarrollo.

En el nuevo ciclo de Lisboa, los líderes se comprometen también a mantener los principios básicos de estabilidad de las cuentas públicas, en línea con el Pacto de Estabilidad y Crecimiento,